Indicadores económicos
2017-11-21

Dólar (TRM)
$3.011,32
Dólar, Venta
$2.838,00
Dólar, Compra
$2.690,00
Café (Libra)
US$1,42
Euro
$3.547,63
UVR, Ayer
$252,09
UVR, Hoy
$252,10
Petróleo
US$56,09

Estado del tiempo
2017-11-21

marea

Marea min.: -12 cms.

Hora: 23:05

Marea max.: 19 cms.

Hora: 12:57

Dirección viento: Norte

Intensidad viento: 6 a 14 kms/h

Temp. superficial del mar: 28 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.5 a 1.3 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 27 ºC
Máx. 33 ºC

Pico y placa
2017-11-21

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

1 - 2
Taxis
1 - 2
Motos
0 - 2 - 4 - 6 - 8

María Elisa Camargo, en constante evolución

Desde cuando se involucró en el mundo de la televisión, a María Elisa Camargo no le ha faltado trabajo, sale de un proyecto para otro y si bien a todos les pone el mismo empeño, hubo uno que llamó poderosamente su atención, al punto que hoy es la dueña de la audiencia en una importante franja de la noche.

Como artista exclusiva de Telemundo y otras circunstancias, veía el papel de Patricia Teherán muy lejano, aun así puso como ella misma lo indica, el 120% en el casting con una marcada seguridad, apropiándose de la personificación de la “diosa del vallenato” en “Tarde lo conocí”.

María Elisa no se amilana ante nada, sabía que la competencia por el papel era fuerte, por eso precisamente representó un reto, pues como lo aclara, nunca ha “comido cuento” con la procedencia de los actores y ella es colombiana de sangre, hija de madre bumanguesa y padre boyacense, nació en Ecuador por razones laborales de su familia, algo que no la aleja de sus raíces.

Su vida ha transcurrido en Colombia y sus estudios de Economía en la Universidad de los Andes, un objetivo que marcó sus inicios profesionales, pero más adelante entró al reto de la actuación, el cual la ha llevado a salir de la zona de confort con la caracterización de la cartagenera Patricia Teherán.

Una charla placentera

Muy amable en su trato, pero de la misma manera certera, no se entra con rodeos y defiende su trabajo, sabe que se ha preparado para lo que está haciendo y si logró el papel fue a pulso. Ahora, mientras disfruta de unas merecidas vacaciones en Cancún, María Elisa Camargo, quien está radicada en Los Ángeles, se alista para nuevos proyectos y retoma un último rodaje con Telemundo con el cual termina su contrato de exclusividad.

¿Cómo preparaste el personaje?

Fueron varias cosas, menos mal en eso CMO se lució y me llevó con más de un mes de anticipación para empezar a trabajar. En este proceso el director decidió sacar el personaje desde lo auditivo y muy a propósito del aspecto musical, entonces nos encerraba en un cuarto oscuro para emprender esa búsqueda de la caracterización, el entrenamiento fue así, agudizando el oído.

La otra parte muy importante fue “metérmele en el rancho” a Patricia, sintiendo la esencia de quienes la conocieron y convivieron con ella. Aquí lo más importante para mí, además de si el “ajá” me sonaba igualito o no, o si el costeño se iba a poner bravo porque no dije bien la palabra, era la esencia del personaje y siento que el haberle dado prioridad a eso, es parte de la aceptación que tiene la novela.

¿Qué incluyó ese viaje a Cartagena?

Fue muy breve la visita que hicimos, estuvimos en el barrio, en su casa, hablamos con el hijo, quien ahora tiene un personaje en la producción, también me dediqué a hablar con amigos, vecinos, familiares y hasta con sus “tragas”, porque encontré mucho hombre que ella dejó enamorado.

En tres o cuatro días también tuvimos tiempo para ir a Bocagrande y hablar con los músicos, eso le costó una intoxicación a Gianina Arana, la guacharaquera, quien debió aprender a tocar el instrumento para la producción y tratando de meterse al “rollo” del costeño, se comió un coctel que la mandó al hospital en la madrugada, pero esos son gajes del oficio.

Eras una niña cuando Patricia Teherán falleció, ¿qué conocías de ella?

La verdad no conocía mucho de ella, por eso el trabajo de ese mes anterior, porque si bien es cierto el mercado ecuatoriano fue lo que alcanzó a hacer Patricia internacionalmente y la canción no me era ajena, su vida si.

En el casting obviamente se acentúa mucho en la expresión, su personaje da mucha herramienta, la particularidad de su lenguaje corporal la define y da con qué trabajar, dentro de lo real, porque como es sabido, hay mucha ficción donde hubo cierto grado de libertad con mucho respeto hacia Patricia.

Participaste en un reality y lo que presentaste es muy distante a esto, ¿cómo ha sido involucrarte en el vallenato?

Ha sido maravilloso. El vallenato no me es ajeno, en Bucaramanga se escucha más que en la Costa y mi mamá siempre lo tuvo presente, pero ahora meterme de lleno ha sido interesante y me da una responsabilidad enorme, porque más que cantarlo, hay que vivirlo y cogerle el sentimiento, más que técnica y academia es sentir el calor y el feeling costeño.

Eres muy diferente a Patricia, ¿cómo ha sido la caracterización física?

Totalmente. Y eso es lo más hermoso para un actor, el tener la oportunidad de caracterizarse a ese nivel de lejanía de la apariencia de uno. En este caso mi cabello no puede llegar al de Patricia, entonces tuvimos que poner la peluca por etapas, un proceso difícil para la jefa de maquillaje, pues el pelo crespo no amanece igual todos los días.

¿Cómo tomaste las críticas tras tu elección para el personaje?

El tiempo que llevo haciendo esto me ha ayudado. Estuve en Los Ángeles exponiéndome a mucho rechazo, a puerta cerrada, a no tener un curriculum como lo tengo en Latinoamérica, todo eso enseña a que la crítica en realidad es parte importante del éxito y de llegar a donde se quiere.

Yo soy muy mediática y me gusta ver la opinión del público y lo bonito del proceso ha sido ver como de a poquito los comentarios tanto de la peluca como del acento se fueron reduciendo a nada y ahora sólo se centran en el personaje y su historia.

¿Actriz o cantante?

En la variedad está la riqueza de una persona y en mi caso puedo decir que soy una actriz que canta, más por la experiencia que llevo de una frente a la otra, nunca le he dado academia a mi voz, entonces después de doce años puedo llamarme actriz. Me encanta la música y quiero proyectarme para ver si más adelante le apuesto a un proyecto personal que incluya folclor, porque es lo que me gusta.

Has trabajado en los mejores mercados latinos, ¿qué balance te queda?

Pues a nivel de calidad, lo mejor ha sido Colombia y desde hace rato tenía ganas de volver, lo que sucede es que no siempre es fácil entrar. Esta vez me lo gané y con CMO todo funciona muy bien, es gente muy profesional.

Cada mercado muestra algo interesante, del mexicano aprendí mucho y hacen productos para el mundo, mientras que con Telemundo, de donde soy exclusiva, tiene una buena propuesta, siendo el canal hispano más visto, sin embargo Colombia ha tenido la batuta de mi carrera.



Ranking de noticias

DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese