Publicidad
Publicidad

Indicadores económicos
2017-01-23

Dólar (TRM)
$2.927,91
Dólar, Venta
$2.870,00
Dólar, Compra
$2.730,00
Café (Libra)
US$1,67
Euro
$3.112,95
UVR, Ayer
$242,71
UVR, Hoy
$242,74
Petróleo
US$52,42

Estado del tiempo
2017-01-23

marea

Marea min.: -20 cms.

Hora: 00:57

Marea max.: 13 cms.

Hora: 08:38

Dirección viento: Norte

Intensidad viento: 5 a 19 kms/h

Temp. superficial del mar: 26 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 0.5 a 1.0 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 23 ºC
Máx. 29 ºC

Pico y placa
2017-01-23

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 7 p.m

3 - 4
Taxis
9 - 0
Motos
0 - 2 - 4 - 7 - 8

Un dulce compromiso

-A A +A
 

Crear empresa es precisamente un reto, pero cuando de mantener una que ya tiene cimientos y cuenta con el reconocimiento de un sector, el compromiso es mayor.

Esa responsabilidad acompaña a Natalia Araújo desde hace dos años, cuando decidió volver a Cartagena y tomar las riendas del negocio que su mamá creó y que se con-virtió en un dulce refe-rente en Cartagena.
Los postres Elizabeth Diazgranados siempre es-tuvieron allí, acompañaron las celebraciones de más de un hogar, pero también fueron el punto de inicio para otras familias que veían derivar su sustento del trabajo de una madre.
Así fue creciendo, pero necesitaba elevarse más y a eso llegó Natalia, a em-prender un desarrollo con visión futurista y posicio-nar la repostería en otro nivel.
Esta joven empresaria tiene la preparación nece-saria para lograr la evolu-ción de cualquier marca o negocio, así se visualiza y así lo demuestra el cúmulo de conocimientos adquiri-dos. Estudió Psicología y Relaciones Públicas, las cuales complementó con una especialización en Mercadeo y ahora le suma cursos en negocios y coci-na.
En Chicago y Nueva York ha podido acceder a la preparación profesional de repostería, algo necesa-rio para hablar el idioma que encontró y poder crear nuevos productos, que se sitúen en las necesidades actuales.
Natalia cree que al gra-duarse de secundaria, no tenía claro que era exac-tamente lo que iba a hacer, pero si sabía que tenía ha-bilidades para desempe-ñarse en la comercializa-ción de algún producto o servicio. Al estudiar estas carreras pudo llegar a lo que realmente quería, to-das eran un complemento.
Con la psicología podía entender las necesidades de un público, las relacio-nes públicas la encamina-ban a llegar de mejor ma-nera a esa gente y con el mercadeo estaban las ventas seguras.
No tenía claro un re-greso a Colombia, por eso empezó a trabajar en Mia-mi y sólo hasta hace dos años empezó con una ase-soría al negocio de su ma-má, que la llevó a ver más allá y a involucrarse con un personal fiel, que trabajaba con amor.
Eso la cautivó, ver mu-jeres luchando por mante-ner una marca, adicional a la pasión que Elizabeth, su mamá, siente por el nego-cio, que aunque contaba con local y tenía visos de empresa, seguía entregan-do el sabor casero.

El crecimiento

Natalia propuso una prueba de cuatro meses, al cabo de los cuales se da-rían resultados que marca-rían la pauta a seguir. Confiesa que el producto casero era lo más atracti-vo, pues se había consoli-dado como tal y llevarlo a industria sin perder su esencia, era un reto.
El proceso empezó por organizar y estandarizar ingredientes y medidas, fue duro, lo reconoce, pero ante todo contó con la co-laboración de esas mujeres que quieren un futuro mejor, porque la mayoría son madres cabeza de fa-milia.
Dos años muestran re-sultados contundentes. Pasó a tener una planta de producción más grande y en otro sector de la ciudad, también a hacer presencia en otro tipo de eventos y lo mejor, antes la calidad era buena, ahora es exce-lente.
El compromiso es de todos, las capacitaciones están a la orden del día y Natalia ha adquirido una nueva responsabilidad, ahora quiere desarrollar un proyecto social para que la educación de los hijos de sus trabajadores sea im-prescindible, de tal forma que si algún día se quieren vincular a la empresa, sea en la parte profesional.

Los resultados

Muchas conclusiones puede sacar esta joven emprendedora del trabajo realizado. Sabe que aún falta mucho camino por re-correr, pero se considera afortunada, pues el dulce es el marco de esta labor y todo lo que lleve ese in-grediente, acarrea alegría.
Su producto siempre acompañará momentos fe-lices, con variantes igual-mente hermosas, para ce-lebrar, felicitar, agradar. El postre es sinónimo de feli-cidad, de quien lo brinda y más para quien lo recibe, entonces que mejor moti-vo para ellos que son los creadores.
El personal de la planta ha crecido el doble, lo mismo que los puntos de venta, además de proyec-tos que están por venir y que se basan en los cono-cidos postres y los nuevos que ya se están imple-mentando.
Natalia comenta que al llegar no sabía nada, no te-nía idea de cómo integrar los ingredientes de un postre, ahora con orgullo dice que gracias a su dedi-cación y a las capacitacio-nes en grandes institucio-nes y del francés Jacques Anento, ha logrado ser mejor persona y mejor profesional.
Se siente feliz y reali-zada, quiere ofrecer a Cartagena nuevas pro-puestas en repostería, a eso se ha dispuesto y du-rante el primer año se de-dicó por entero a la cocina, hoy conoce perfectamente cada receta, después se adentró en la parte comer-cial para tener el control de todo.
Elizabeth sigue siendo la artista del dulce, Natalia llegó para administrar, pa-ra poner nuevas metas y las opiniones son compar-tidas, porque juntas son el complemento de una em-presa que con firmeza va creciendo.

Publicidad
Publicidad
2381 fotos
65938 seguidores
Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese