Indicadores económicos
2018-02-22

Dólar (TRM)
$2.862,01
Dólar, Venta
$2.735,00
Dólar, Compra
$2.755,00
Café (Libra)
US$1,38
Euro
$3.531,72
UVR, Ayer
$253,84
UVR, Hoy
$253,89
Petróleo
US$61,90

Estado del tiempo
2018-02-22

marea

Marea min.: -18 cms.

Hora: 22:04

Marea max.: 11 cms.

Hora: 05:01

Dirección viento: Norte

Intensidad viento: 16 a 30 kms/h

Temp. superficial del mar: 28 ºC

oleaje

Cartagena-Islas del Rosario: 1.5 a 2.5 metro(s) de altura

Estado

estado
Mín. 25 ºC
Máx. 32 ºC

Pico y placa
2018-02-22

Hoy no salen los vehículos con placa:

Vehículos Particulares

De lunes a viernes 7 a.m a 9 a.m - 12 p.m a 2 p.m- 5 p.m a 7:30 p.m.

7 - 8
Taxis
9 - 0
Motos
1 - 3 - 5 - 7 - 9

Evaluación Huawei Mate 10 Pro: Olvidate de tu cargador al menos por dos días

La línea Mate de Huawei ha venido recogiendo adeptos a un paso lento pero seguro. En Asia son una gran potencia como fabricantes pero sus esfuerzos por conquistar Estados Unidos y otras regiones del mundo (dónde más bien son conocidos por sus dispositivos económicos) incrementan con cada lanzamiento para romper la barrera como tercer fabricante móvil más importante del mundo, siendo solo superados por, los ya conocidos, Samsung y Apple. Mismos esfuerzos que le permitieron hace unos años pisar los talones a los que otrora parecían imbatibles.

¿Será el Huawei Mate 10 Pro el que les permita dar un salto importante frente a la audiencia occidental? Descubramoslo en esta evaluación .

El celular

Para esta evaluación probamos un Huawei Mate 10 Pro con color Midnight Blue.

-Pantalla: OLED HDR 6 pulgadas
-Procesador: Kirin 970 Octacore (4X2,4 GHz y 4X1,8 Ghz) con NPU
-RAM: 6 GB.
-Almacenamiento: 128 GB.
-Batería: 4.000 mAh
-Cámara trasera: Sensor Leica Dual de 12 y 20 Mgapixeles f/1,6
-Cámara frontal: 8 megapixeles

Lo bueno

En cada evaluación que he realizado sobre la linea Mate hay un factor común que se repite y es en definitiva el mayor atractivo para que alguien considere la compra de este dispositivo: la batería. El Mate 10 Pro no es la excepción con sus sorprendentes 4.000 mAh que te entregará la carga necesaria para todo un día si lo enchufas por 10 o 15 minutos. Personalmente es muy satisfactorio dejar en casa el cargador y permitir que el aparato administre sus procesos para que la energía se utilice de la manera más inteligente. Puedo decir que la eficiencia de la energía en este dispositivo no tiene comparación. El medidor de batería dio bastante guerra para llegar a la temida alerta de batería baja. Tanto así que un día simplemente me empeñé en malgastar la energía desactivando el brillo automático, utilizando al máximo mis cuentas de trabajo en el periódico, mirando algunos episodios en Netflix y jugando algunas partidas en linea con una aplicación de gráficos exageradamente exigente. ¿Resultado?: antes de acostarme el medidor me guiñó el ojo con un 23%, al día siguiente fui al trabajo con un 20% y el Mate 10 lanzó una alerta de 5% solo hasta pasada la hora de almuerzo. Con un uso moderado este celular no necesitará enchufarse por 2 días y con un uso ligero estoy completamente seguro que puede sobrevivir 3 días perfectamente. La batería y el software que utiliza para administrar la energía es, sin duda, lo mejor que he podido probar en el mercado y espero que en adelante siga haciendo homenaje a esta reputación que, en mi opinión, es su factor de compra diferenciador frente a la competencia, competencia que se vería en dificultades para “ensanduchar” una batería tan masiva en un cuerpo tan delgado.

Estéticamente, Huawei se ha adaptado muy bien a los tiempos que corren a nivel de diseño móvil. El Mate 10 Pro es lo que el mercado esperaría en un smartphone del 2018: cámaras duales, vidrio templado en la parte posterior, bordes metálicos, resistencia al agua y al polvo,biseles brillantes, sin conector para audífonos 3,5 mm y nada que envidiarle a un Galaxy S8 sobre todo cuando se trata de ubicar correctamente un sensor de huellas en la parte trasera del un teléfono. Eso sin mencionar que es un diseño bastante superior si lo comparamos con sus antecesores en la linea Mate.

La pantalla OLED es todo un espectáculo cuando se trata de ver videos en Youtube o Netflix.  El brillo en esta pantalla funciona fantástico y estoy casi seguro que puede apagarse mucho más allá que otros dispositivos por lo que usarlo en la noche no va a resultar en un dolor de ojos por dilatación de pupilas.

Bajo el capó podrás contar con una máquina altamente veloz más allá de la cantidad de promesas futuristas que hace la compañía para promover sus capacidades de inteligencia artificial. La red neuronal de su procesador y sus ocho núcleos le dan vida a una experiencia rápida y diligente cuando se trata de utilizar tu celular en cualquier actividad. Android corre muy bien y es más que suficiente para soportar, sin sudar una gota de sudor, la máscara de personalización EMUI y los abusos de un usuario tan desconsiderado como yo.

Otros detalles de fina coquetería que me han encantado y que quisiera ver repitiéndose en las siguientes versiones son la capacidad de controlar cualquier dispositivo con recepción infrarroja (olvídate de los controles de tu casa y usa el Mate 10 Pro para tu TV, DVD, decodificador, cámara o incluso aire acondicionado) función que Samsung abandonó y que personalmente aprecio mucho en un celular. Por otra parte, la capacidad de poder utilizar el sensor como un deslizador táctil para ver notificaciones o explorar tus fotos es una gran conveniencia que tal vez deban explotar más agregando otros gestos. Finalmente, poder capturar una foto rápida presionando dos veces el botón de bajar el volumen es perfecto para un periodista aunque preferiría que utilizaran otro botón (como por ejemplo el de bloqueo) porque realizar esta acción mientras escuchas música o un podcast puede ser bastante engorroso.

Lo malo

A este punto ya sabrás hacia donde me dirijo para enunciar lo negativo del Mate 10 Pro. Huawei dispone de un aparato con prestaciones de hardware importantes y muy potentes pero que se ven opacadas por un software cuyo único trabajo destacable está (gracias a Dios) en el cierre agresivo de aplicaciones en segundo plano para hacer rendir la batería de esa manera tan asombrosa. Creo que el mejor lugar para ilustrar esto está en las cámaras.

Hace unos años la empresa contrató a Leica que tras aprender una que otra cosa cuando se trata de sensores móviles, logró sacar una pieza óptica lo bastante capaz y confiable para los celulares de Huawei, que cada año caían en uno de los apartados más importantes cuando se trata de teléfonos inteligentes. En el Mate 10 Pro, las cámaras de Leica son una maravilla si las miras en el papel, pero desafortunadamente la calidad de imagen cada vez depende más del software y su capacidad para procesar imágenes, lugar en el que ahora falla este nuevo intento de la fabricante china. Hay que ser justo, tampoco es que sean unas imágenes insoportablemente terribles. La mayoría de veces hace bien el trabajo y tus fotos serán tan bonitas como el ojo fotográfico que tengas para la composición y tu capacidad de leer la luz. Sin embargo, si comparas los resultados finales con los de otro celular gama alta tomando la misma foto, notarás una gran diferencia. A Huawei solo le falta ‘un centavo para el peso’ para lograr hacerle frente a otras cámaras y se trata de un centavo muy importante: el procesamiento de imágenes.

El EMUI fue en su momento una de mis interfaces de usuario para Android favoritas pero su desespero por parecerse a Apple me ha hecho ver con buenos ojos a TouchWiz y eso es bastante (quienes han leído mis evaluaciones anteriores sabrán que detesto con todo mi ser la interfaz de usuario de Samsung).  Solo intenten entrar a las opciones de una foto en el Huawei y me cuentan lo ridículo que se ve en Android imitar hasta en el más mínimo detalle las odiosas visuales de iOS en ese menú. Se que Huawei puede hacer algo mejor que una calca floja de Apple cuando se trata de software.

La única falla de hardware que tiene este Huawei y que no me parece tan grave es el altavoz que no suena muy bien al aire libre y además es muy fácil de bloquear con el dedo. Esta pieza en los Mate nunca ha sido buena y prefería que presten más atención al software que a intentar mejorar este pequeño detalle.

Conclusión

Es un muy buen teléfono que servirá muy bien a un perfil de persona que siempre está en movimiento y tiene muy pocas oportunidades de cargar el celular Es un teléfono realmente solido pero su precio lo pone en un lugar extraño en el que compite con otros aparatos dominantes del mercado, algo que puede jugar en su contra con el tiempo. Puede que en Colombia las unidades en preventa se hayan agotado pero ese éxito se lo atribuyo a la promoción de obtener otro celular gratis (Huawei Mate 9 Lite) y un par de accesorios coquetos. 

LEA MÁS SOBRE Móviles



Ranking de noticias

DE INTERÉS

Exprese su opinión, participe enviando sus comentarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los usuarios y no reflejan la opinión de www.eluniversal.com.co. Nos reservamos el derecho de eliminar aquellos que se consideren no pertinentes. Consulte los términos y condiciones de uso.

Para enviar comentarios Inicie sesión o regístrese