Larga vida al bosque de Montes de María

30 de octubre de 2019 12:00 AM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

La exposición ‘Montes de María: El Caribe que no es costa, es bosque’ se presenta desde septiembre en la Zona T de Bogotá, con obras artísticas que rememoran esta polifacética área de Bolívar.

La muestra busca darle voz a la región con arte de expositores locales, nacionales y extranjeros.

“El objetivo principal de la muestra es que todas las personas que la visiten puedan conocer las historias locales, nacionales e internacionales que hacen parte de la exposición, y que puedan retribuir a conservar el bosque y a la calidad de vida de los campesinos de la región. Poder conectar a través del arte y de la gastronomía a las ciudades con los territorios”, dice Felipe Macía, director de sostenibilidad de Crepes & Waffles, quien en conjunto con Flora ars+natura y con el respaldo de la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID), llevó la muestra a la capital colombiana.

“La muestra se llevó a Bogotá con el fin de visibilizar la riqueza cultural y ambiental de Montes de María, así como la resiliencia de las comunidades, la increíble agro-biodiversidad del territorio, sus gentes y la majestuosidad de sus árboles legendarios como el macondo”, señala Felipe. Los visitantes podrán ver obras como ‘Un latido, un árbol’, de la artista belga Naziha Mestaoui, arte lleno de cultura, folclor, alegría, pujanza y sobre todo, de riqueza ambiental.

Apoyo para conservar

Pero el apoyo también llega a las prácticas amigables de los campesinos de esta región, que por años fueron afectados por el conflicto y el desplazamiento. Algunos de sus proyectos buscan proteger el bosque y las especies que allí allí habitan.

“El Fondo Patrimonio Natural, aliado en conservación de nosotros, empieza por identificar las áreas de bosque que perdieron conectividad. Partiendo de este punto se trazan corredores de conservación y zonas que deben regenerarse para recuperar fuentes de agua y biodiversidad. Una vez identificadas las áreas, se trabaja en las fincas de los productores en una planificación predial”, explica Macía.

El objetivo es definir las zonas productivas y las que deben permanecer en reserva para que la conservación y la producción convivan en una misma finca. “Adicionalmente, se fortalecen las técnicas de producción ecológicas, estas incluyen agroecología o producción orgánica, sistemas silvo-pastoriles y agro-forestería multi-estrato”, agrega.

Gracias a esas prácticas, actualmente trabajan para consolidar la compra de ají dulce en las veredas Guamito, Bajo Grande y Bonito, en El Carmen de Bolívar. “Al ampliar e incluir estos productos en el menú podremos incrementar el número de familias con las que trabajamos y las áreas de conservación del bosque seco”, añade el director de Sostenibilidad de Crepes & Waffles.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Ambiente

DE INTERÉS