Cartagena


Caos vehicular por semáforos apagados en el sector La Tenaza

MÓNICA MEZA ALTAMAR

07 de abril de 2017 12:00 AM

Sin semáforos que regularan su tránsito por la intersección de la avenida Rafael Núñez con la avenida Santander, en el sector de La Tenaza, estaban en la mañana de ayer los conductores de la ciudad.

Los dispositivos, que cada cierto tiempo deben encender una luz verde, amarilla o roja para conceder el paso a quienes van en sentido Bocagrande-Crespo, Bocagrande-Centro, Centro-Crespo y viceversa, permanecían apagados.

La falla en los semáforos ocasionó congestión vehicular en la mencionada intersección, afectando el tránsito de buses, taxis, motos, entre otros medios de transporte.

No obstante, ellos no fueron los únicos perjudicados, pues los transeúntes se quedaron desprovistos de un cruce seguro.

TRES VECES A LA SEMANA
Alonso Doria, quien de lunes a viernes se moviliza en su vehículo por la que sin semáforos es una caótica intersección, manifestó que no es la primera vez que los aparatos encargados de regular el tránsito presentan fallas.

“Eso comenzó a presentarse hace unas tres semanas y está ocurriendo de dos a tres veces por semana. La última fue hoy (ayer) y también pasó el lunes. Unas veces los semáforos quedan con luz roja intermitente y otras se apagan”, afirmó Doria.

LOS SEMÁFOROS “SE PROTEGEN”
Consultado por este medio, Robert Iriarte, jefe de semaforización, dijo que los semáforos están presentando fallas a causa de la constante variación del voltaje de la energía eléctrica.

“Ahí hemos tenido problemas de regulación de voltaje. Se está subiendo mucho, y cuando el voltaje se sube o se baja, los semáforos lo que hacen es protegerse y reiniciarse. Se ponen en intermitentes para no dañar el equipo”, explicó Iriarte.

“El voltaje debería ser de 120 voltios -precisó-, pero nunca es así. En algunos puntos de la ciudad los semáforos reciben 105, en otros 102, e incluso las mediciones han marcado hasta más de 130. Las redes no son muy estables”.

Para solucionar esa problemática, el funcionario señaló que “hoy (ayer) vamos a cambiar un cable y a ponerles reguladores de voltaje para ver si podemos estabilizar la energía en ese punto”. De no ejecutarse este trabajo, cada que el voltaje varíe los semáforos quedarán fuera de servicio.