“Cazadores” de Uber podrían ser judicializados

25 de enero de 2017 07:47 AM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Mientras que determinar si un vehículo particular presta un servicio de transporte no autorizado es una tarea compleja para los agentes de tránsito, identificar las conductas punibles e infracciones de los taxistas “cazadores de Uber” es una tarea más sencilla, pues el actuar de estos es evidente para las autoridades.

“No usamos la violencia ni hacemos nada por fuera de lo normal. Debemos aclarar que el problema no es con los usuarios sino con el servicio de Uber que no es legal y no hay una competencia sana”, explicó Oswaldo Orozco, miembro del sindicato de taxistas, cuando dio a conocer la iniciativa.

Luis Poveda, comandante de la Policía Metropolitana de Cartagena, explicó que “la falta del servicio de Uber es administrativa, que se sanciona con multas, suspensiones de licencia e inmovilizaciones de vehículos, pero la falta que cometen los taxistas contra Uber se penaliza en el Código Penal, por lo que puede enviar a las personas a la cárcel, pues los daños a los vehículos y las agresiones a conductores podrían identificarse como daño bien ajeno, agresión y hasta terrorismo”.

De acuerdo con el abogado penalista Enrique del Río, “un taxista que obstruya en una vía a otro conductor, podría incurrir en un delito de peligro común que puede ocasionar perjuicio para la comunidad, además de incurrir en una infracción consagrada la Ley 769 de 2002, que tiene como consecuencia una multa equivalente a 15 salarios mínimos legales diarios vigentes ($368850)”.

El jurista explicó que si un taxista, además de bloquear en la vía a un vehículo particular, agrede al conductor, “claramente podría incurrir en conductas penales tales como lesiones personales, y dependiendo de la complejidad del caso, podría ser homicidio o tentativa. Si el impacto es hacia el vehículo, correspondería al delito de daño en bien ajeno”.

La conducta de los taxistas también podría encajar en otros delitos como secuestro, amenaza y concierto para delinquir.

Edilberto Mendoza, director del Departamento Administrativo de Tránsito y Transporte (DATT) reprochó, el lunes pasado, la actitud los taxistas y recalcó que “la autoridad de tránsito es la encargada de tomar medidas de control al respecto y no los particulares”, al tiempo que pidió a los ciudadanos transportarse en servicios legales.

De acuerdo con la entidad, algunas de las infracciones que proceden para los taxistas que le hagan la “encerrona” a un carro particular son maniobra peligrosa, conducir en contravía o no mantener la distancia al conducir.

¿Cómo identifican a los conductores de Uber?

Un vocero del DATT explicó que no hay una señal precisa para reconocer a un vehículo particular que se dedique a Uber o a hacer colectivo, pues los pasajeros que se recojan en la vía o que vayan dentro del carro bien podrían ser familiares o amigos del conductor.

“Usamos varias estrategias para saber si un carro particular presta un servicio no autorizado; por lo general le preguntamos tanto al pasajero como al conductor qué relación tienen o cómo se llaman y confrontamos las respuestas. Nos toca actuar como sicólogos para conversar y obtener la información, pero hay que ser muy cautelosos porque no es una tarea simple”,   explicó.

El funcionario señaló que en algunos sectores como alrededor del aeropuerto y en la Zona Norte es donde más fácil se identifican este tipo de infractores pues se ven transitando y recogiendo a distintos pasajeros en la vía, por lo que los agentes tienen una lista de placas de automóviles sospechosos que son retenidos en la primera autoridad.

“También hemos trabajado de la mano con el sindicato de taxistas pues algunas veces reconocen los carros que entran y salen constantemente de algunos lugares como el aeropuerto”, contó el vocero y aclaró que los agentes de tránsito no tienen la autoridad para solicitar a los ocupantes del vehículo sus celulares o cualquier aparatos para verificar si están conectados a la aplicación Uber.

El abogado Del Río señaló que la ley permite a los agentes hacer preguntas de rutina a los pasajeros, pero que no constituye ninguna infracción penal o de tránsito el que las personas que van a bordo de un vehículo se nieguen a contestar las preguntas.

No obstante “el silencio de los pasajeros ante las preguntas de los oficiales solo causará confirmar las sospechas de que se trata de un transporte público ilegal”.

Cartageneros proponen el Día sin taxi
En respuesta a la iniciativa de los taxistas para limitar a Uber en Cartagena, los ciudadanos han manifestado, a través de la redes sociales y la web de El Universal, su rechazo rotundo al bloque de búsqueda y al mal servicio de los taxistas, e incluso argumentan que esto fue lo que causó la preferencia de los carros particulares para sus viajes. Estos son algunos de los comentarios de los foristas:

Don Verdad: “Los taxistas son el colmo. Con su mal servicio y actitud han alejado a la gente y le echan la culpa a otros. ¿Saben por qué los cartageneros prefieren Uber?: Cobran lo justo, sus conductores son amables y educados, sus carros son nuevos y limpios, son puntuales, no te niegan la carrera y están identificados”.

Enrique65: “La solución no es la violencia, presten un mejor servicio en lugar de agredir, si un taxista presta un buen servicio y respeta al cliente, nadie va a salir a buscar por otro lado. El gran problema cuando llego a mi ciudad es encontrar un taxi que me lleve a mi casa, ¿el problema? que no es en Bocagrande.

Roanmir: “Los conductores prestan un mal servicio, van donde ellos quieren, son mal hablados e irrespetuosos. No hay control de parte de los propietarios a quien le entregan el vehículo. Nosotros somos quienes escogemos el transporte que mejor nos presta servicio”.

A partir del respaldo expresado a Uber surgió la iniciativa del Día sin taxi, programado para este viernes, y que consiste en que los ciudadanos se abstengan de usar el servicio de los taxistas y elijan otros medio de transporte.

Es de resaltar que el Día sin taxi coincidiría con el Viernes sin moto, que suele ser una jornada más productiva para los taxistas.

Piden acciones al alcalde

William Matson, personero distrital, envió un oficio al alcalde y al director del DATT solicitándoles que adopten medidas administrativas que eviten que se desaten problemas de orden público en la ciudad, pues “ponen en peligro la vida e integridad de los ciudadanos, en razón del autodenominado bloque de búsqueda contra Uber”.

“No se puede permitir en la ciudad una organización paraestatal que busque reemplazar a las autoridades con el fin de que se sanciones a quienes prestan un servicio público al margen de la ley”, dijo Matson, quien propone realizar una mesa de trabajo con autoridades, usuarios de taxis y taxistas, para analizar la problemática y se adquieran compromisos.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Cartagena

DE INTERÉS