Cartagena


Compare: Las medidas antiCOVID de Cartagena, Barranquilla y Santa Marta

En el caso de Cartagena las medidas se anunciaron ayer pero estas no fueron tan drásticas como lo solicitó el gremio médico, ni como las implementadas en ciudades vecinas.

YESSICA RIVERA PORRAS

09 de abril de 2021 07:45 PM

El aumento de los contagios de COVID-19 en los últimos días y la alta ocupación de las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) en diferentes ciudades del país, llevaron a que los alcaldes locales tomarán restricciones para mitigar el impacto de la tercera ola del virus.

En el caso de Cartagena las medidas se anunciaron ayer pero estas no fueron tan drásticas como lo solicitó el gremio médico, ni como las implementadas en ciudades vecinas como Barranquilla y otras de la región Caribe. (Lea aquí: Decretan toque de queda continuo en Barranquilla y Atlántico)

Ante ello, El Universal hace un recuento del panorama de contagios, la ocupación de UCI y las medidas de control adoptadas en Cartagena, Barranquilla y Santa Marta.

Así están los contagios

Desde el 1 y 8 de abril la ciudad de la región Caribe que más ha reportado casos es Barranquilla. La capital del Atlántico ha sumado en lo corrido del mes 14.217 contagios. Le sigue Santa Marta con 3.036 casos y Cartagena (1.148).

Y es que la positividad, indicador que muestra la cantidad de pruebas que resultan positivas del total de test practicados, en Barranquilla está en un 31%, mientras que en Cartagena para el mes de abril está en 15,5%.

A continuación los casos diarios reportados por cada territorio.

Así están las UCI

Al hacer un balance de la ocupación de las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) en las tres ciudades del Caribe que son distrito especial encontramos que Cartagena es la que cuenta con más camas disponibles actualmente. El nivel de ocupación en la ciudad no supera el 70%.

De las 360 camas UCI que hay en la ciudad, 241 son usadas por enfermos y 119 están disponibles para personas que lo requieran.

Mientras que Barranquilla tiene una ocupación del 87%, de las 813 camas UCI que hay en las distintos hospitales y clínicas de la ciudad, solo tiene disponible 105. Por su parte, Santa Marta alcanzó una ocupación de camas UCI del 91,8%, lo que significa que 201 pacientes hacen uso de ellas y que solo 18 se encuentran disponibles.

Al respecto, el Departamento Administrativo Distrital de Salud (Dadis) informó que 180 pacientes con diagnóstico COVID-19 de diferentes partes del país han solicitado remisión a la ciudad. De esta cifra, 17 pacientes provenientes de Santa Marta ya fueron aceptados, trasladados y hospitalizados en clínicas de la ciudad.

Además, 14 camas UCI del Hospital Universitario del Caribe (HUC) que fueron ofrecidas a los pacientes del Atlántico.

Las medidas adoptadas

Santa Marta y Barranquilla han adoptado medidas antiCOVID estrictas muy similares: confinamiento total, toque de queda y pico y cédula.

La Alcaldía de Santa Marta definió un confinamiento total que regirá desde las 6 de la tarde de este viernes hasta las 5:00 de la mañana del lunes 12 de abril. Está incluido el cierre de playas y ríos.

Además desde el lunes la actividad social y comercial será controlada con un toque de queda nocturno desde las 6 p.m. a 5:00 de la mañana y un pico y cédula, el cual se extiende a todas las actividades.

Los hoteles y restaurantes no estarán incluidos en esta última medida.

En Barranquilla, el alcalde Jaime Pumarejo también decretó un confinamiento total este fin de semana a partir de las 6 de la tarde de este viernes hasta el lunes a las 5 de mañana del lunes 12 de abril.

Las medidas prohíben el consumo y venta de alcohol, además habrá cierre de playas, bares y discotecas.

Adicionalmente, en la semana comprendida entre el 12 y el 19 de abril habrá toque de queda nocturno entre las 6:00 de la tarde y las 5:00 de la mañana del día siguiente, y pico y cédula en la modalidad par e impar.

A diferencia de Barranquilla y Santa Marta, en Cartagena se decretó un toque de queda de domingo a jueves desde las 10:00 p.m., hasta las 5:00 a.m., de cada día, y viernes a sábado desde la medianoche (12 a.m.) hasta las 5:00 a.m. de cada día. (Lea aquí: Estas son las nuevas medidas antiCOVID que regirán en Cartagena)

Es de resaltar que aunque otras ciudades de la región Caribe cerraron sus playas para este fin de semana, en la ciudad solo se limitó el uso de la misma a una sola jornada. Anteriormente los balnearios estaban abiertos desde las 8 a.m. a 12 p.m. y de 2 p.m. a 6 p.m., pero ahora los bañistas solo podrán acceder desde las 8 a.m. hasta las 2 p.m.

Además de estas medidas, en Cartagena se prohibió el consumo de bebidas alcohólicas o embriagantes en el interior de tiendas, refresquerías, terrazas, billares, galleras, clubes y corporaciones sociales, estancos y/o licoreras; y la realización de cualquier tipo de espectáculo público y/o eventos de fiestas electrónicas y de cualquier otro tipo, en playas y espacios públicos; así mismo se prohíbe la utilización de Pick-up, o de cualquier otra clase de artefacto de amplificación sonora que genere alteraciones a la tranquilidad y convivencia ciudadana.

Lo que dice la Mesa

Tras conocer las restricciones adoptadas en Cartagena, la Mesa por la Salud manifestó que si bien algunas de estas medidas fueron recomendadas por la asociación médica, la administración Dau debió adoptar el pico y cédula para limitar la circulación de personas en las calles.

“En estos momentos Cartagena al igual que el resto del país está afrontando el inicio de la tercera ola. Los números a pesar de que muestran una tendencia al alza no generan todavía pánico o alarma pero los indicadores de cuidados intensivos, de cuidados intermedios y de hospitalización en el Hospital Universitario del Caribe (HUC), de preferencia de atención a pacientes COVID, si está mostrando una elevación significativa lo que lleva a reforzar las medidas y restricciones”, explica el médico Rubén Sabogal, presidente de la Mesa por la Salud de Cartagena y Bolívar.

Para Sabogal, es necesario que se fortalezca el toque de queda. “Hay que ser rigurosos con las restricciones en la movilidad de las personas, en el control de aforo en sitios públicos y fortalecer el toque de queda”.