Construcción tiene en jaque a los habitantes de El Pozón

29 de junio de 2018 12:00 AM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Los habitantes del sector Primero de Mayo, en El Pozón, temen que el eventual desplome de un plafón se convierta en una tragedia anunciada. Se trata de la construcción de un segundo piso que se levanta en medio de dos viviendas sin ningún tipo de separación y que según los vecinos vulnera las normas urbanísticas.

La preocupación está latente, ya que hace cinco años un primer plafón que construyeron se desplomó, lo que hizo que los escombros cayeran encima del techo de las casas contiguas y de paso le causara la muerte a dos perros. Tras el incidente, que no dejó a personas heridas, esta obra se retomó el año pasado con la construcción de una nueva estructura.

“¿Qué más tiene que pasar para que las autoridades hagan algo? Cuando se cayó por primera vez el plafón avisamos a la inspección de Policía cercana y a ediles de nuestra localidad, pero ellos ‘no vieron nada raro’, y dejaron todo así, sin importarles que dos perros murieron del golpe. El temor es grande porque las casas están muy pegadas y si se vuelve a caer ese plafón puede matar a alguien”, le contó un habitante del sector Primero de Mayo a El Universal.

Este medio llegó hasta la obra y notó que no tiene valla de la Curaduría Urbana que acredite una licencia de construcción.

Al preguntarle a algunos vecinos sobre la obra, aseguraron que no conocen a los constructores y que la actividad en el sitio es esporádica.

“Allí se ven obreros y albañiles de vez en cuando, creemos que el constructor va a paso lento porque no tiene la plata completa para hacer la adecuación. Tenemos entendido que se levantarán tres pisos”, dijo la fuente.

¿Quién responde?
El Universal le consultó al secretario de Planeación de Cartagena, Iván Castro, sobre las acciones ejercidas a través de la oficina de Control Urbano y de las sanciones y seguimiento que tiene que hacerle esta dependencia al Plan de Normalización Urbanística, que nació tras una exigencia de la Procuraduría General de la Nación para frenar las obras ilegales.

El funcionario aseguró que esas labores no son de su competencia, sino de los inspectores de Policía. “El control urbano está en cabeza de los inspectores de Policía, facultad que les entregó el Código de Convivencia (...) Nosotros coordinamos a las dependencias en las funciones que deben reportar dentro del Plan de Normalización. Control Urbano finalizará los procesos que venían adelantándose hasta el 2016”, dijo.

 

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Cartagena

DE INTERÉS