Cartagena


“En las playas de Bocala también hay desorden”

La Junta de Acción Comunal del barrio Castillogrande elevó una petición a la Alcaldía para que se ponga en marcha el plan de ordenamiento de playas en esta ciudad.

LIA MIRANDA BATISTA

25 de enero de 2020 02:12 PM

“Los sitios turísticos de Bocagrande, Castillogrande y El Laguito presentan similar o peor condición que los de Playa Blanca y Cholón (...)” Con esta contundente afirmación comienza la carta que el pasado 21 de enero la JAC de Castillogrande envió al secretario del Interior del Distrito, David Múnera Cavadía.

Según Jesús Puello Chamié, presidente de la JAC de Castillogrande, el caos también reina en estas playas que, durante los fines de semana, reciben, sin ningún tipo de control, decenas de bañistas.

“Aquí se agrava aún más la situación, porque tenemos, plena zona de playas, el Hospital de Bocagrande. Particularmente los domingos, feriados y las temporadas altas de vacaciones esto se convierte en un verdadero caos. La movilidad colapsa por la cantidad de vehículos y no hay un control de ninguna clase”, afirmó.

En la misiva, el líder comunal sostiene que entre los principales problemas de estos balnearios se encuentran basureros, falta de parqueaderos y áreas aledañas convertidas en orinales y baños públicos.

“Las zonas verdes de los paseos peatonales las pisotean; y utilizan como baños públicas las zonas verdes de los edificios cercanos a la playa. Tampoco hay delimitación en el mar; es decir, no hay control sobre los Jet Ski, los gusanos, lanchas y otras embarcaciones que pasan por el área donde se bañan los visitantes”, sostuvo.

La comunidad de esta zona residencial y turística solicita a la Administración distrital “establecer la reglamentación y el ordenamiento integral de playas, con el concurso de autoridades distritales, gremios, prestadores de servicios y organizaciones sociales, con el fin de que Cartagena mejore su nivel de competitividad turística”.

“Hay que ordenar, hay que poner esto en cintura, porque se trata de un desmadre completo. Es tanta la romería que hasta se presentan riñas. Aquí no hemos visto que se hayan hecho pruebas de capacidad de carga a las playas o pruebas de análisis al agua”, indicó Puello Chamié.

Imagen

Los residentes solicitaron al Distrito “intervenir los alrededores del Hospital de Bocagrande, que permanecen atiborrados de todo tipo de ventas ambulantes y actividades que generan ruidos y contaminación ambiental”.

La JAC de Castillogrande también radicó la carta ante la Procuraduría Provincial de Cartagena.

¿Qué pasó con el plan piloto?

El 2 de abril de 2017 fue inaugurado el primer modelo de organización de playas del país, desarrollado en Bocagrande con el objetivo de ser “replicarlo en otros balnearios” y tener normas y regulaciones establecidas.

Con el pasar de los días, el piloto que costó $6.500 millones provenientes del Gobierno y que fue dotado con un acceso para discapacitados, nuevas garitas de salvavidas, baños, un puesto de atención prehospitalario y boyas de señalización en el mar, quedaron sin dolientes. Lea: ¿Cómo va el plan piloto de ordenamiento de playas en Cartagena?

Las boyas sufrieron actos de vandálicos y desde entonces todo se redujo a “compromisos”.