Cartagena


“Gracias a todos por sus ayudas”: voceadores de prensa

La unión hizo la fuerza para tenderle una mano a nuestros vendedores de periódicos. Hoy les agradecemos a todos aquellos que se sumaron a esta causa.

CRISTIAN AGÁMEZ PÁJARO

13 de abril de 2020 09:17 AM

Bien dice el dicho que la “unión hace la fuerza” y es lo que ha sucedido con esta campaña, ‘Adoptemos a un voceador de prensa’, para ayudar a los vendedores de periódicos que, como muchos otros gremios, atraviesan una crisis ante las medidas restrictivas para impedir que el coronavirus se propague en Cartagena.

“Usualmente tengo mi puesto de trabajo en el Centro, en la Avenida Venezuela, pero como no están permitidos los vendedores estacionarios ni ambulantes en las calles, en este momento me ha tocado quedarme en la casa sin salir. Mi hermano, nunca había pasado por algo así, no he podido seguir vendiendo desde tres días antes del toque de queda nacional”, explica Arsenio Tapias. Mientras una parte sigue trabajando, hay otra que no está “recibiendo ingresos todos los días, no porque no quieran sino por el sitio de ventas, como en los semáforos, ya no tienen clientela”, explica Rosalio Berrío, coordinador de voceadores. Ante este panorama surgió la campaña ‘Adoptemos a un voceador de prensa’, que también se ha hecho independientemente en otras ciudades de Colombia con distintos medios de comunicación. Para nadie es un secreto que los medios de comunicación veníamos en una crisis en los últimos años que, desafortunadamente, se pronunció aún más con la llegada del coronavirus. Esa situación económica, que no nos permitía asistir a nuestros voceadores como hubiéramos querido, nos motivó a pedir la solidaridad de nuestros lectores. Sabíamos que solos no íbamos a poder.

Y sí, los cartageneros y nuestros lectores se sumaron a esta causa y con el dinero recolectado a través de una cuenta bancaria se donaron mercados a los vendedores de periódicos. En total, la ayuda, una parte recolectada durante diez días de campaña y otra gran parte entregada por el mismo periódico, llegó a través de mercados a 135 voceadores y sus familias: 81 que siguen laborando pero que han visto disminuidos sus ingresos y 54 que permanecen en sus casas esperando poder volver a las calles. “Gracias a Dios eso nos sirvió, porque la cosa estaba bien grave. Por lo menos, yo en casa tengo dos hijos que tampoco están trabajando. Gracias a todos los que donaron. ¡Hay que tener ánimo, hay que tener ánimo!”, señaló Arsenio. “Yo estoy en mi casa, me he mantenido un poco con los ahorros que he tenido y esta semana que nos dieron el mercadito. Se les agradece todo el esfuerzo que hacen, siempre nos sirve de algo”, añadió la voceadora Ingrid Correa, quien vende periódicos en el Pie de La Popa. “Yo tengo un niño especial, tiene parálisis cerebral y por eso no me he atrevido a salir de mi casa, tú sabes que ellos son los más propensos a coger esos virus. Tengo 13 años de estar vendiendo periódicos, pero ahora mismo no he podido salir. El mercado que me trajeron a la casa, pues muchas gracias a todos los que donaron y al periódico, les agradezco de corazón porque soy una madre cabeza de familia y todas esas ayudas son de muchos beneficio”, sostiene Maribel Sarmiento. ¡Gracias, mil y mil gracias a todos aquellos que se sumaron a esta causa!

Más donaciones
Paralelamente a la campaña, los voceadores también recibieron otras donaciones de fundaciones. La Fundación Educativa de la Diáspora, un grupo de expertos en políticas educativas internacionales; el grupo Beyon Infinity, especializado en iniciativas de internacional; S James Guitard (foto), una iniciativa de salud y nutrición; y la Fundación Afro Colombia Unidos. Entre todos ellos donaron 70 mercados a igual número de voceadores. A estas organizaciones también les decimos: gracias.