Cartagena


La carrera de la discordia: evento ciclístico enfrentó a la Alcaldía y organizadores

Mientras los organizadores del evento denuncian incumplimientos y oposición de las comunidades y del Distrito, la secretaria del Interior dice que fue amenazada.

EL UNIVERSAL

15 de agosto de 2022 10:08 AM

“Cartagena ciudad difícil”. Estas fueron las palabras del excandidato a la Alcaldía de Cartagena, Andrés Betancourt haciendo referencia a los presuntos inconvenientes que habría tenido el organizador de un evento ciclístico en el Corralito de Piedra. (Lea: En la zona norte: “Cada vez que hacen una carrera nos dejan encerrados”)

“Contra viento y marea hicimos absolutamente todo por sacar este evento adelante, con la Alcaldía y las comunidades absolutamente en contra; con los proveedores incumpliendo cada compromiso realizado y con el clima en contra”, publicó a través de sus redes sociales el organizador el evento.

Y continuó: “Planeamos este evento seis meses. Lo que iba a ser una fiesta, se encontró con toda la oposición de esta ciudad y las comunidades de la zona que hicieron todo lo posible para arruinarla. Los proveedores locales una vez más demuestran porqué no se puede confiar en ellos: olímpicos, incumplidos e irresponsables”.

Por su parte, la secretaria del Interior y Convivencia Ciudadana, Ana María González-Forero, aseguró que recibió amenazas por este tema, haciendo referencia al organizador del evento: “Lastima que no contó las múltiples veces que le hicimos excepciones, lo poco que cumplió y la cereza: las amenazas que me envió a medianoche que hoy procederé a denunciar formalmente. Eso le faltó. Que sepan todos que en Cartagena hay que pasar del caos al orden así no guste”.

Seguido a esto, Betancourt respondió: “Es importante entender que la ciudad debe ser amable a la inversión, a los eventos y al desarrollo de actividades que cumplan con los requisitos, sin excepción y mucho menos con amenazas”.

“Quedamos encerrados”

Los vecinos de la zona norte denuncian que durante las horas de actividad de eventos de este tipo se quedan encerrados al 100% y sin posibilidades de desplazarse a sus trabajos o al aeropuerto.

“No estamos en contra del deporte, ni del esparcimiento, pero hay unos derechos de locomoción y de libre circulación que se están vulnerando. Ni siquiera hay concertación del evento con la comunidad. Dependemos de la cara o estado de ánimo del policía y por lo general nos dejan encerrados hasta la 1 o 2 de la tarde”, explica Jorge Blanco Aguilar.

Blanco Aguilar dice que es médico y que cada vez que se realiza una carrera que circula por la zona norte tiene que irse a dormir a otro lugar para poder desplazarse en la mañana hasta su trabajo.

“Tienen que avisarnos, nunca ha llegado información del distrito o de la organización para decir que se va a cerrar tal día, nosotros nos enteramos casi siempre un día antes por la prensa. También anuncian unas alternativas viales y las cambian sobre la marcha”.

  NOTICIAS RECOMENDADAS