Cartagena


“La prioridad es la comida”: en Olaya piden internet

Padres de familia del colegio San Felipe Neri piden ayuda porque la conectividad en la zona es mala y sus hijos no pueden cumplir a cabalidad con las clases virtuales.

NÉSTOR CASTELLAR ACOSTA

25 de julio de 2020 12:00 AM

En los cerca de cuatro meses que llevan los estudiantes de Cartagena recibiendo su aprendizaje de manera virtual, muchas han sido las dificultades para cumplir y rendir. Una de las principales es la poca o nula conectividad en sus zonas de residencia, como el caso de Villas de Aranjuez donde hace un par de semanas realizaron un cacerolazo para exigir soluciones porque no tenían internet.

Esta vez, son los padres de familia que tienen a sus hijos en la Institución Educativa San Felipe Neri quienes ponen en alerta al Distrito por el mismo problema, asegurando que en el lugar son pocos los niños y jóvenes que pueden acceder a internet para cumplir académicamente.

(Lea: La corrupción que devora a los colegios de Cartagena).

Cabe recordar que este colegio está en el barrio Olaya Herrera, sector Ricaurte, en el popularmente conocido como Callejón Yáñez.

No tienen recursos

“Estamos en un sector donde la conectividad es difícil, donde los menores no tienen acceso a una educación virtual de calidad. Aquí los papás son vendedores ambulantes, trabajadores informales y ahora mismo la prioridad para ellos es la comida. No tienen recursos para comprar celulares inteligentes o para que sus hijos vayan a una sala de internet todos los días a hacer sus tareas”, señaló Alicia Cardiles, representante de los padres de familia del plantel educativo.

(Lea: ¡Tome nota! Recomendaciones para la temporada de lluvias en Cartagena).

La metodología que emplea este colegio es entregar mensualmente guías a los alumnos, que incluyen todas las asignaturas, y ellos deben desarrollar sus diferentes talleres para luego enviarlos resueltos a sus profesores. Ahí es donde radica el inconveniente, pues según dijeron, muchos no tienen forma de resolverlos porque las bibliotecas están cerradas o no tienen con qué pagar el tiempo en un café internet. Así mismo, precisaron que a la hora de enviar los talleres resueltos, se les complica porque ni siquiera cuentan con whatsapp o correo electrónico disponibles.

(Lea: EPA suspende taller automotriz en Manga).

“Aunque mucha gente no lo crea, aquí hay papás que ni siquiera tienen celular. Necesitamos que nos ayuden incluyéndonos en los colegios que recibirán los computadores del Gobierno nacional, esta es una zona demasiado vulnerable y necesitada”, añadió Cardiles.

Los estudiantes del San Felipe Neri son, en su mayoría, residentes de los sectores Ricaurte y 11 de Noviembre, en Olaya Herrera.

  NOTICIAS RECOMENDADAS