Cartagena


Más molestias contra proceder del restaurante en El laguito

EL UNIVERSAL

12 de septiembre de 2014 06:46 PM

Las molestias de los vecinos del barrio El Laguito contra el Restaurante La Sierra o su dueño, son reiteradas por diversas causas.

La residente Lidia Patricia Zablatzky dijo que el propietario del establecimiento se propasa con sus abusos.
Se refiere en este caso al ruido que con frecuencia producen, a cualquier hora de la noche, en el cuestionado lugar y que se expande a todo el vecindario.
“¡Que atrevimiento! Mire la hora en que le estoy escribiendo (4:22 de la madrugada del miércoles 10 de septiembre). Esto se debe a que están trabajando allá en La Sierra. ¿Cuándo van a parar? Llamé la Policía, estuvieron allí, pero no valió nada. Volví a llamar, ya van más de 5 minutos y nadie apareció. Le dije al policía que respondió el 112, que no era justo que nosotros no tuviéramos apoyo de la Policía y que me iba a quejar con la Procuraduría, y él me contesto que yo estaba en todo mi derecho. Entonces nosotros los afectados no contamos con la Policía”, manifestó Zablatzky en correo enviado a este medio, en la hora y fechas señalados.
Cuatro días antes, la misma ciudadana le había dijo a este mismo medio informativo que los trabajadores del Restaurante La Sierra “golpean fuerte con martillo, lo hacen a cualquier hora de la madrugada... a las 2:00, las 3:00, y a veces cuando no lo hacen, entonces comienzan a las 5:00 de la mañana, despertándonos a todos”.
Patricia Zablatzky expuso el caso ante la Inspección de Policía de Bocagrande, por lo que el 24 de septiembre tienen cita ambos en ese despacho para dirimir el tema.
Desde la altura de los edificios del sector además se observa claramente cómo el dueño del negocio y de otros establecimientos frente a la reducida playa de ElLaguito, han extendido sus construcciones hacia el mar.
“No entiende uno cómo las autoridades han permitido que todo eso prospere, parece que están poniendo bolsas enfrente de La Sierra, para quitarle más terreno al mar”, anota la ciudadana.

HABLÓ CON EL ALCALDE
Zablatzky dice que logró comunicarse con el alcalde de la Localidad 1, Mauricio Betancourt, para plantearle la situación, y precisamente el funcionario le manifestó que esta semana se le emitiría un oficio al dueño del Restaurante La Sierra, notificándolo de un proceso administrativo por la usurpación de terrenos de bajamar.
Esa dependencia distrital tiene fotos del sitio, tomadas hace un año, las cuales contratará con el lugar en su estado actual, para determinar si ha tomado posesión de más terrenos.
Una fuente distrital informó que el año pasado el dueño del restaurante presentó una escritura en la que aparecía como dueño del predio.
Sin embargo, la Dimar en entrevista a este semanario igualmente el año pasado, precisó que ningún terreno de bajar puede ser propiedad de particulares, pues por ley pertenecen siempre a la Nación, por lo tanto cualquier título a nombre de algún privado no tiene peso legal.
Por lo anterior, la Alcaldía Local 1 viene investigando las escrituras presentadas por el dueño del restaurante.
“Pero qué pasa que ninguna autoridad distrital es determinante frente a este reiterativo caso”, se pregunta la ciudadana.

SIN VISTA AL MAR
También el ciudadano Jaime Tocora, residente en el Edificio Sol del Caribe, entabló una denuncia ante Control Urbano porque frente al ventanal de su apartamento, el mismo Restaurante La Sierra hizo este año una construcción vertical, sobre la ya existente que era de un piso, y le tapó la vista que tenía hacia el mar.
De eso hace algunos meses, y Control Urbano no le ha respondido al afectado sobre el curso de este caso.
Jaime Tocora sigue esperando la intervención de las autoridades.