Policía reforzará control en vías durante y después del partido de Colombia

03 de julio de 2018 12:00 AM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Las emociones generadas por los partidos de la Selección Colombia en el Mundial de Rusia han hecho que los cartageneros celebren y canten cada gol por lo alto. Sin embargo, las autoridades están preocupadas por las famosas caravanas de motos, en las que algunos amigos de lo ajeno se camuflan y aprovechan para hacer de las suyas.

El último recorrido de estas motocicletas dio mucho de qué hablar y, según el comandante de la Policía Metropolitana de Cartagena, Luis Humberto Poveda, excedió el límite de la imprudencia al irrumpir en establecimientos privados como lo son moteles. El jefe de la Mecar también señaló que son preocupantes los índices de homicidios productos de la “fiebre futbolera”, por lo que desde ya hay un operativo para evitar hechos violentos mañana, que Colombia se enfrenta en partido de octavos de final contra Inglaterra.

“La Policía tiene un dispositivo para este puente con el fin de contener los desmanes en ruido y consumo de licor. Este control se extenderá hasta el martes -mañana-, que es el partido de Colombia contra Inglaterra, durante el que no va a haber un solo policía en ninguna instalación y todos estarán en grupos grandes en la calle, para controlar, en el caso que Colombia gane, a los motociclistas que hacen caravanas y que en estas cometen algunos desmanes en las vías como entrar a sitios restringidos. Ya han rapado teléfonos a otras personas que los están filmando y esto no puede seguir ocurriendo”, manifestó el comandante.

El uniformado puntualizó que estos desmanes trascienden de la convivencia a la criminalidad y que tienen bajo su poder unos videos con los que la institución, junto a la Fiscalía, inició unas investigaciones por hurto.
“Esas caravanas las vamos a desbaratar con personal de la fuerza disponible, del Escuadrón Móvil Antidisturbios (Esmad), del tránsito de Policía de Carreteras, que si bien no tienen funciones en la ciudad los voy a traer para que inmovilicen las motos y se las entreguen al Departamento Administrativo de Tránsito y Transporte de Cartagena (DATT)”, dijo.

Más operativos

Poveda agregó que habrá controles en el consumo de alcohol en las vías públicas y en el ruido con picós después de que termine el partido.

“No vamos a tener otro domingo como en el que jugó Colombia con Polonia y tuvimos una criminalidad muy alta, donde hubo tres personas muertas producto del consumo de licor (...) Les pedimos tolerancia, ya que muchas personas se dejan exaltar por la emoción del Mundial y reaccionan de forma violenta ante alguna discusión. El alcohol y un temperamento agresivo no son una buena combinación”, concluyó.

Son 500 uniformados de la Policía quienes cuidarán a los cartageneros y visitantes durante el partido de Colombia.

Sectores priorizados

Por su parte, el director del DATT, Edilberto Mendoza Góez, dijo que los sectores más propensos a las caravanas de motocicletas son la avenida Pedro de Herida y la Transversal 54.

“Teniendo en cuenta las quejas reiterativas de la comunidad entorno a las caravanas que no solo ponen en riesgo la vida de las personas, sino la de los transeúntes, incrementaremos los operativos y los agentes en las calles (...) Algunas personas se escudan en las motocicletas para cometer actos delincuenciales, razón por la cual en conjunto con la Policía Nacional hemos determinado establecer unos puntos de control en la ciudad sobretodo en donde más se acentúan irregularidades de este tipo que son la avenida Pedro Heredia, la Transversal 54 y a la altura de los diferentes moteles”, dijo el funcionario.

Son 80 agentes de tránsito y 120 reguladores los que recorrerán la ciudad y controlarán la movilidad.

Las muertes

La intolerancia reinó en la ciudad en medio de las celebraciones del Día del Padre y del festejo por el triunfo de Colombia ante Polonia, cuatro personas fueron asesinadas en Cartagena. Tres de ellas en peleas, mientras que otra fue víctima de un ataque a bala directo. En ese mismo lapso, uniformados de la Policía atendieron 381 riñas.

“Muchas personas desde temprano empezaron la ingesta de bebidas embriagantes, lo que generó que la Policía tuviera que organizarse en caravanas para atender los distintos eventos que se estaban reportando. Llegó un momento en que no estábamos dando a basto de tantos casos de riñas”, indicó el comandante de la Mecar.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Cartagena

DE INTERÉS