Procuraduría aboga por una “Cartagena verde”

08 de agosto de 2012 12:01 AM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Compleja. Así calificó el procurador ambiental y agrario, Óscar Darío Amaya, la problemática ambiental que vive Cartagena. Durante su visita a la ciudad, el funcionario dijo que hace dos años sigue con preocupación y detenimiento el deterioro ambiental de la bahía de Cartagena y su entorno social.
Por esto, cada mes o 45 días, se hace revisión en detalle de los temas ambientales, ya que la ciudad tiene una gran debilidad ambiental y la administración debe tomar medidas contundentes en ese sentido.
Amaya, en diálogo con El Universal, habló de varios casos que, según él, merecen mucha atención por el deterioro ambiental que se viene presentando, entre los que destacó la situación del barrio San Francisco.

Islas del Rosario 
En esta última inspección, realizada el viernes anterior, se analizó el caso Islas del Rosario.
El Procurador Ambiental vino a observar cómo avanza el proceso para dar cumplimiento al fallo del Consejo de Estado. Hizo hincapié en la demora en el cumplimiento del mismo, que contempla conocer las propuestas del Ministerio de Ambiente, Incoder y Distrito, las cuales se desconocen.
“No se incluye lo del hotel Gente del Mar, debido a una tutela que se debe evacuar por la justicia”, dice.
Amaya explica que existe un convenio, que es el marco jurídico, de operación y coordinación institucional entre las entidades demandadas para cumplir el fallo, que debió firmarse hace dos meses, paso que no se ha dado.
El fallo ordena al Ministerio de Ambiente hacer un plan de manejo ambiental; al Incoder, unas actuaciones relacionadas con la recuperación de los terrenos ocupados; y la Alcaldía, debe tomar decisiones frente a la recuperación de las Islas.

Barrio San Francisco
Al Procurador Ambiental, el caso de San Francisco le preocupa mucho, debido a que se requiere que se tomen decisiones rápidas por ser una zona compleja, con una problemática ambiental enorme, pero sobretodo social.

“Este asentamiento urbano se construyó sobre lo que fue un relleno. Ingeominas determinó que hay problemas geológicos; y lo grave es que la falla sigue su rumbo hacia la cabecera de la pista del aeropuerto Rafael Núñez, y es necesario evaluar si esa afectación geológica puede poner en peligro la operación del terminal aéreo”, dijo. 
“Con prudencia, se debe evaluar el alcance de lo que ocurre en San Francisco”, explica. Hay que tomar decisiones urgentes en este barrio.

Ciénaga de la Virgen
Este cuerpo de agua, según la inspección realizada, sigue contaminado.
Se espera que en mes y medio arranque el Emisario Submarino, lo que ayudaría a que mejore la parte ambiental de la Ciénaga.
“Se hace el acompañamiento al proyecto. Se ve un avance notable en la fase final del proceso. Están en las pruebas finales del modelo”, dice.
Destaca la prudencia de Aguas de Cartagena en el manejo del proyecto.

Relleno en la Bahía
En cuanto a la construcción de un nuevo muelle en Contecar, el Procurador Ambiental y Agrario dijo que solo se puede pronunciar cuando haya un proyecto sobre la mesa.
“No conozco nada de este tema y por eso no me parece prudente hacer algún tipo de referencia”.
Dice que solo sabe de un aviso de intención del proyecto que se pretende construir.
“Los conceptos ambientales que la Procuraduría emite se producen cuando hay una licencia ambiental. Este proyecto debe cumplir cada una de las etapas. Por lo que sé, el proyecto se encuentra en la fase de concesión portuaria ante la Agencia Nacional de Infraestructura. Des-pués, si es aprobado, se pasará a solicitar la licencia ambiental, y es cuando podríamos pronunciarnos”, sostiene.

EPA
El funcionario también se refirió al Establecimiento Público Ambiental de Cartagena (EPA), y consideró que es un organismo muy débil.
“La entidad requiere fortalecerse pronto. Una ciudad como esta, con una carga ambiental fuerte en turismo y desarrollo urbano, debe tener un organismo ambiental con capacidad suficiente para afrontar todo”.
El Gobierno Nacional debe mirar a Cartagena, no solo como la vitrina turística y diplomática, debe mirarla con decisión política, con recursos, con apoyo ambiental y con proyectos ambientales, en especial por los tratados de libre comercio que operarán.

La Boquilla 
En cuanto a los problemas ambientales en La Boquilla, el funcionario sostiene que la Procuradora Ambiental de Cartagena ha interpuesto una serie de acciones administrativas para la recuperación de esta zona, que tiene una gran complejidad social y ambiental.
Sostiene que, para lograrlo, se requiere de una decisión de la autoridad local.
Hay fallos que ordenan recuperar a La Boquilla, ya que allí no deben existir asentamientos urbanos.

Acuerdo para la Prosperidad
El Procurador en lo Ambiental y Agrario hizo un llamado respetuoso al Gobierno nacional para que contemple la posibilidad de realizar un Acuerdo para la Prosperidad en lo ambiental solo para Cartagena.

“Es complejo el problema que vive la ciudad, y esto impacta seriamente a las comunidades. Estos temas han crecido paulatinamente y la demanda de los servicios ambientales sobre Cartagena es ascendente y la institucionalidad local y regional son insuficientes”, dice.
En este Acuerdo de Prosperidad estarían presentes todas las autoridades como los ministerios de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Agricultura, Transporte, la Agencia Na-cional de Licencias Ambientales, Ideam y los institutos de investigación.
La ciudad necesita del respaldo de la Nación. “Esta es nuestra vitrina ante el mundo y urge un respaldo del gobierno central. Los problemas ambientales están creciendo en la Ciénaga de la Virgen, en San Francisco, en La Boquilla, La Popa y el sistema de caños, entre otros. A esto se suma la llegada del fenómeno del Niño”.
Con el apoyo de todas las autoridades, dice el funcionario, es que se va a direccionar a Cartagena para que se convierta en la ciudad verde, que todos queremos”, puntualizó.  

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Cartagena

DE INTERÉS