Cartagena


Santiago, niño con parálisis cerebral vuelve a recibir sus medicamentos

Tras la publicación hecha por El Universal, Santiago Díaz volvió a recibir sus medicamentos sin necesidad de copago.

GISSEL DÍAZ SÁNCHEZ

09 de diciembre de 2020 06:09 PM

Terminó el calvario de Miladys la abuela de Santiago, un niño de 9 años con parálisis cerebral a quien la EPS había empezado a cobrarle copagos a pesar de tener tutela.

“Mi nieto vuelve a tener sus medicamentos, gracias a Dios”, dijo Miladys Mieles.

El 24 de noviembre El Universal publicó una nota narrando la situación de Santiago Díaz, un niño de 9 años que nació con parálisis cerebral y a quien la EPS Famisanar había empezado a cobrar copagos desde julio.

Lea aquí: Niño con parálisis cerebral no recibe medicamentos de su EPS hace meses

Impaciencia

Luego de dos meses de llamadas, envíos de cartas y también varias visitas a Famisanar, la abuela de Santiago pensó que ya no había manera de darle a su nieto las medicinas, suplementos y también pañales que necesitaba.

Como última opción se contactó con El Universal para denunciar la situación, puesto que ella había puesto una tutela a la EPS donde manifestaba que su nieto necesitaba medicinas y demás pero no contaba con los recursos para adquirirlas. Dicha tutela fue aprobada y la EPS lo exentó de los copagos.

Fue en el mes de julio que empezaron a emitirle dos copagos: uno por las medicinas y otro por pañales y suplementos, contó Miladys a este medio. Asegurando que los dos copagos sumaban unos $160 mil mensuales. Cuando Mieles preguntó a la entidad el motivo del cobro a pesar de tener una tutela, ella dice que la respuesta fue que su nieto ya no era apto para la exención del copago porque ahora se le estaba dando prioridad a los niños con autismo, y que le faltaba un certificado del DADIS que validara la condición de Santiago.

Pero Miladys ya tenía un certificado. Uno que decía que no necesitaba renovación y dejaba en claro la condición de su nieto.

Al final una solución

Este medio se comunicó con un encargado del DADIS que realizó la gestión pertinente, puesto que al contactar con Famisanar la entidad no dio respuesta por el caso. Y tras cumplirse los tiempos que se estipulan para estas situaciones, a Miladys por fin le entregaron los medicamentos.

“La verdad es que mi hija (la mamá de Santiago), se quedó sin trabajo y pasamos al régimen subsidiado, ella trabajaba en una panadería en Bogotá. Entonces nos dieron unos medicamentos, pero no nos daban todo, faltaban los pañales que es lo que el niño más necesita porque él los usa a diario”, contó Miladys. Su preocupación es que lo que ya le están dando se lo quiten de nuevo cuando su hija consiga trabajo.

Luego de contactar nuevamente con la persona del DADIS, esta manifestó que al caso se le estaban dando las respuestas pertinentes para esas circunstancias que era cuestión de esperar. Tras la publicación del caso, Miladys dice que la llamaron de la EPS y le dijeron que ya tenían las órdenes para entregarle todo.

“Eso fue enseguida. Ellos me llamaron y me entregaron las órdenes y me dijeron que aunque mi hija (la mamá de Santiago) vuelva a trabajar y ya no tenga subsidio de desempleo, le seguirán dando los medicamentos, así que estoy aliviada”, dijo Miladys.

En este momento, Santiago recibe los medicamentos que necesita para su condición y para evitar las convulsiones que se hacen frecuentes dado su estado de salud.

“Santiago tiene una condición delicada y nosotros no tenemos los recursos, pero hacemos todo lo posible para que no le falte nada. Él a veces convulsiona y hay que estar pendientes. Ahora mismo estoy haciendo las diligencias para que le den otro certificado, uno que sea emitido por el neurólogo, lo difícil es que contesten pero ya me autorizaron la orden”, agregó.