Colombia


Acusan a dos policías por desaparición de comerciantes en Sucre, Cauca

Las autoridades dieron el primer paso en relación sobre qué pasó con los comerciantes Carlos Felipe Adarmen Quinchua, ex esposo de la alcaldesa electa de Sucre, y Tulio Cortés Viveros, quienes hasta el momento siguen desaparecidos.

COLPRENSA

04 de diciembre de 2019 08:34 PM

Las autoridades dieron el primer paso en relación sobre qué pasó con los comerciantes Carlos Felipe Adarmen Quinchua, ex esposo de la alcaldesa electa de Sucre, y Tulio Cortés Viveros, quienes hasta el momento permanecen desaparecidos.

Es que con la captura de dos policías, acusados por este caso, se empieza a resolver los interrogantes en relación con este caso, denunciado por la ex esposa de Felipe Adarmen Quinchua al ver que ambos ciudadanos no se reportaron luego de llegar un punto de la vía que comunica El Bordo con Sucre.

Recordemos que las dos personas fueron vistas por últimas vez el pasado 23 de noviembre en medio de un puesto de control adelantado precisamente por los uniformados capturados.

De hecho, y raíz de esto, el coronel Rosemberg Novoa, comandante de esta institución en el Cauca, viajó hasta la zona, donde la comunidad del municipio de Sucre todavía realiza una manifestación pacífica para exigir celeridad y claridad por este caso.

Y es que las manifestaciones se dieron luego del suicidio del patrullero José David Devia al interior de las instalaciones de la Estación de El Bordo, quien era el conductor del comandante de esta unidad policía. Además, este fue uno de los uniformados que participaron en el retén donde fueron vistos Carlos Felipe Adarmen Quinchua y Tulio Cortés Viveros, más cuando ese sábado era día de mercado en esta zona del sur del Cauca.

Por eso, el caso fue asumido por la Fiscalía con el apoyo del grupo Gaula de la Policía, de ahí que empezaron a recolectar entrevistas de testigos, información que permitió que un juez avalara una orden de captura en contra de los dos uniformados, quienes fueron acusados de causar la desaparición de ambos comerciantes ante un operador judicial, luego que avalara la aprehensión de los mismos.

“De manera inmediata, tras conocerse la denuncia de la señora Leidy Patricia Muñoz, familiar de una de las víctimas, la Policía Nacional dejó a disposición de la Fiscalía toda la información necesaria para esclarecer este caso, para darle transparencia a la investigación y de paso atender el requerimiento de los seres queridos, muestra de nuestro compromiso con la ley y con los derechos humanos”, dijo el comandante de la Policía en esta zona del país, coronel Rosemberg Novoa.

Ahora, entonces, queda por esperar que durante el juicio que se adelantará contra los dos uniformados se ventile información que permite la ubicación de los dos comerciantes, uno de ellos considerados líder comunitario de Sucre.

Los dos policías no aceptaron su responsabilidad en los hechos imputados por la Fiscalía en las audiencias preliminares. En estos momentos, se debate si es necesario dictarles medida de aseguramiento en centro carcelario mientras avanzar el proceso judicial.