Colombia


Bogotá tendrá toque de queda entre la media noche y las 5 a.m.

La medida regirá desde el viernes 26 de marzo hasta el lunes 29 de marzo y posteriormente, regirá nuevamente entre el miércoles 31 de marzo hasta el lunes 5 de abril.

COLPRENSA

25 de marzo de 2021 11:37 AM

La alcaldesa de Bogotá, Claudia López, anunció que la capital acogerá las restricciones recomendadas por el Gobierno Nacional para disminuir los riesgos de contagio durante la Semana Santa, por lo que Bogotá tendrá restricción a la movilidad desde la media noche y hasta las 5:00 a.m.

La medida regirá desde el viernes 26 de marzo hasta el lunes 29 de marzo y posteriormente, regirá nuevamente entre el miércoles 31 de marzo hasta el lunes 5 de abril.

Bogotá tendrá esta restricción debido a que está entre el grupo de ciudades que cuentan con una ocupación UCI entre el 50% y el 70%. A la fecha, la capital tiene una ocupación de UCI del 64.6% y del 55% para UCI covid.

La alcaldesa también recordó que en la ciudad no estarán permitidas las aglomeraciones religiosas. No se permitirán las procesiones, viacrucis, vistas a monumentos o ritos de lavado de pies en Semana Santa. Además, estará cerrado el camino a Monserrate durante la semana.

Además, la funcionaria reiteró la recomendación de no realizar viajes o visitas familiares y sociales con personas con las que no se conviva.

López indicó que en este momento la capital tiene el valle más bajo de casos que ha tenido a lo largo de la pandemia. Según la alcaldesa, Bogotá tiene en este momento menos de 10.000 casos activos y reporta a diario menos de 1.000 casos y menos de 20 fallecidos por el covid-19.

“Vamos a entrar a Semana Santa con la pandemia bajo control, con un valle bajo y estable, y esperamos volver de Semana Santa con la misma situación. Si mantenemos el cuidado colectivo podemos tener una situación manejable, poco riesgosa y con pocas restricciones”, afirmó la alcaldesa.

La funcionaria también presentó el semáforo que seguirá la ciudad para determinar posibles restricciones en caso de que aumente la alerta por la transmisión del covid-19.

Actualmente la ciudad se encuentra en alerta amarilla, lo que indica una baja transmisión del virus y alta capacidad de respuesta del sistema hospitalario, por lo cual las restricciones son bajas.

Si la ciudad sube a alerta naranja, la Alcaldía podría implementar medidas como cuarentenas por localidades, zonas de cuidado especial, pico y cédula y ley seca.

Por el contrario, si Bogotá aumenta a alerta roja, que indica una alta transmisión del covid-19 y baja capacidad hospitalaria para atender la emergencia, la Alcaldía podría implementar cuarentena general, cuarentena por localidades, toque de queda, toques de queda los fines de semana, entre otras restricciones.

Según el nivel de contagio y la situación epidemiológica de la ciudad, la Alcaldía determinaría medidas en caso de que sea necesario.