Asesinan a mujer embarazada para robarle el bebé en Santander

04 de septiembre de 2016 04:55 PM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Un aterrador caso quedó al descubierto luego de que el pasado viernes en horas de la noche, una mujer llegara al servicio de urgencias del Hospital Regional Manuela Beltrán, en Socorro, con una bebé recién nacida, argumentando que el parto lo había tenido en su casa.

La pequeña fue internada en la Unidad de Pediatría del Hospital, al tiempo que la Policía llegó al centro médico para constatar el caso y verificar que efectivamente se trataba de un parto casero.

Al día siguiente, en la mañana: ayer, la Policía continuaba con las verificaciones, cuando le informaron sobre el supuesto asesinato de una mujer embarazada, cuyo cuerpo fue abandonado en una zona boscosa de la vereda San Lorenzo, en la vía entre los municipios de Socorro y El Hato, Santander.

El informante indicó que a la occisa le habían extraído el bebé para robárselo.

De inmediato, a eso de las 10 de la mañana del sábado, la Policía desplegó un gigantesco operativo, con el fin de constatar dicha información. Al registrar el área descrita por el denunciante, la Policía encontró el cadáver de la mujer, pero no había rastros del bebé.

En consecuencia, los investigadores se trasladaron nuevamente al Hospital Regional Manuela Beltrán para entrevistar a la señora que horas antes había llegado con una bebé recién nacida cuyo parto, según ella, había tenido en su casa. Esta mujer fue valorada por el equipo de ginecología y pediatría, deduciendo, al parecer, que ella no había tenido trabajo de parto alguno y estaba mintiendo.

“Esta señora está como indiciada. Por lo pronto estamos verificando todas las versiones. La bebé se encuentra estable y en buenas condiciones”, aseguró el comandante de la Policía de Santander, coronel Gustavo Franco.

Según las autoridades, la mujer embarazada habría sido asesinada con el único fin de extraerle y robarle el bebé.

Por lo pronto, solo hay una sospechosa, que es la mujer que llegó al Hospital de Socorro con la recién nacida. 

Funcionarios de la Unidad Móvil del Laboratorio de Criminalística de la Sijín hicieron la inspección del cadáver de la mujer y luego lo trasladaron a la morgue en San Gil. La víctima se llamaba Sandra Bernal, de 34 años.

El engaño

Una comisión especial de la Policía, la Sijín, CTI y Fiscalía trabajan en conjunto con el objeto de establecer las circunstancias y los autores del atroz asesinato, que mantiene consternados a los habitantes del municipio de Socorro.

De acuerdo con las autoridades, la víctima fatal tenía programada la cesárea del nacimiento de su sexto hijo, para el próximo 9 de septiembre. Ella residía con su esposo y sus hijos, en una finca en la vereda Luchaderos, jurisdicción de Socorro.

Todo indica, según las pesquisas de los investigadores, que hace cerca de dos meses una pareja se ganó la confianza de la víctima, quien para entonces tenía siete meses de embarazo.

Estas dos personas le dijeron a la mujer que sabían de la existencia de una guaca que contenía oro y dinero, pero que para desenterrarla había que esperar al menos dos meses, tiempo que coincidía con la fecha del nacimiento de la hija de la víctima.

Sandra Bernal se dejó envolver de sus mentiras y el pasado viernes accedió a ir a desenterrar la supuesta guaca.

“Ella me llamó y comentó que había una caleta que iban a sacar, que ya la habían llamado para ir y desenterrarla. Le dijeron que le iban a pagar por cuidar durante cuatro meses lo que encontraran ahí”, comentó el esposo de la víctima.

Ese viernes, la mujer embarazada, quien supuestamente se había ido en busca de la guaca, desapareció. Horas después, su cuerpo fue hallado en una zona boscosa de la vereda San Lorenzo y en su vientre ya no tenía a su hija, la cual le sustrajeron una vez la asesinaron.

Al parecer, la pareja contrató a un hombre que habría sido el encargado de cometer el crimen y extraer la recién nacida.

Investigación

La única sospechosa del macabro plan es la mujer que llevó a la recién nacida al Hospital Regional Manuela Beltrán, quien rinde entrevista ante las autoridades competentes, con el fin de establecer lo ocurrido.

Los investigadores trabajan en la identificación del hombre al que le habrían pagado para cometer el asesinato. También analizan las evidencias halladas en la escena del crimen, para dar con el paradero de los otros implicados.

Otro aspecto que es materia de investigación, es qué pretendían hacer con la bebé.

La víctima será sepultada mañana a las 10 a. m.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Bucaramanga

DE INTERÉS