El modelo que lleva agua potable a las poblaciones de La Guajira

15 de septiembre de 2019 12:00 AM
El modelo que lleva agua potable a las poblaciones de La Guajira
Pila pública La Tuna, en Manaure. // colprensa

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

El viceministro de Agua y Saneamiento Básico, José Luis Acero explicó a El Universal las bondades y aciertos que ha tenido el programa Guajira Azul, un proyecto que busca más la cobertura de agua potable en zona rural en esta importante península del Caribe colombiano.

La península de La Guajira posee una variedad climática por la cercanía de la Sierra Nevada de Santa Marta, y la Serranía del Perijá; pozos acuíferos, lagunas y arroyos. Todo ello en contraste con una variedad territorial en la que predomina el desierto guajiro. A pesar de esa riqueza biodiversa, La Guajira carece de las condiciones e infraestructura que provean los servicios básicos a su población, eso, aunado a los altos índices de pobreza en la región.

Fue precisamente esa visión la que hizo que el presidente Iván Duque, dentro de sus promesas de campaña, planteara la puesta en marcha del proyecto Guajira Azul, para proveer de agua potable a esta región. Cuando Duque lo presentó dijo que era “una ambiciosa obra de ingeniería que suministrará agua al 86 por ciento de la población guajira”.

El proyecto que se desarrollará en cuatro años, (ya lleva uno), tendrá una inversión que ronda los $424 mil millones y es apoyado por la banca multilateral, cooperación internacional y aportes del sector privado.

Hoy, dentro de los principales logros del programa Guajira Azul, se destacan más cobertura de agua potable en zona rural: del 4% al 9%, “lo cual fue posible con el funcionamiento del módulo de pilas públicas Casa Azul, en el municipio de Manaure, y el incremento de la continuidad en zona urbana del departamento de 9 a 9,5 horas al día”, dice el viceministro.

El funcionario explica que con el programa Guajira Azul se han finalizado 8 intervenciones, entre las que se encuentran 5 optimizaciones hidráulicas que benefician a Maicao, San Juan del Cesar, Villanueva y Albania. Se ha optimizado la planta de tratamiento de agua potable Metesusto, que beneficia 4 municipios: Distracción, Fonseca, Barrancas y Hatonuevo. Se ha puesto a funcionar un módulo de pilas públicas Casa Azul en Manaure; y un proyecto de expansión de alcantarillado en Maicao. “La inversión de estos proyectos ascendió a $62.562 millones”, dice Acero.

El viceministro de Agua y Saneamiento Básico, José Luis Acero explicó a El Universal las bondades y aciertos que ha tenido el programa Guajira Azul, un proyecto que busca más la cobertura de agua potable en zona rural en esta importante península del Caribe colombiano.

La península de La Guajira posee una variedad climática por la cercanía de la Sierra Nevada de Santa Marta, y la Serranía del Perijá; asimismo pozos acuíferos, lagunas y arroyos. Todo ello en contraste con una variedad territorial en la que predomina el desierto guajiro. A pesar de esa riqueza biodiversa, La Guajira carece de las condiciones e infraestructura que provean los servicios básicos a su población, eso, aunado a los altos índices de pobreza en la región.

Fue precisamente esa visión la que hizo que el presidente Iván Duque, dentro de sus promesas de campaña, planteara la puesta en marcha del proyecto Guajira Azul, para proveer de agua potable a esta región. Cuando Duque lo presentó dijo que era “una ambiciosa obra de ingeniería que suministrará agua al 86 por ciento de la población guajira”.

El proyecto que se desarrollará en cuatro años, (ya lleva uno), tendrá una inversión que ronda los $424 mil millones y es apoyado por la banca multilateral, cooperación internacional y aportes del sector privado.

Los logros

Hoy, dentro de los principales logros del programa Guajira Azul, se destacan más cobertura de agua potable en zona rural: del 4% al 9%, “lo cual fue posible con el funcionamiento del módulo de pilas públicas Casa Azul, en el municipio de Manaure, y el incremento de la continuidad en zona urbana del departamento de 9 a 9,5 horas al día”, dice el viceministro Acero.

El funcionario explica que con el programa Guajira Azul se han finalizado 8 intervenciones, entre las que se encuentran 5 optimizaciones hidráulicas que benefician a Maicao, San Juan del Cesar, Villanueva y Albania. Asimismo se ha logrado optimizar la planta de tratamiento de agua potable Metesusto, que beneficia 4 municipios como son Distracción, Fonseca, Barrancas y Hatonuevo. Se ha puesto a funcionar un módulo de pilas públicas Casa Azul en Manaure; y un proyecto de expansión de alcantarillado en Maicao. “La inversión de estos proyectos ascendió a $62.562 millones”, dice el alto funcionario.

Guajira Azul en cifras

De acuerdo con el viceministro, se ha vinculado la inversión por $15.756 millones a través de la modalidad de obras por impuestos para el desarrollo de 3 obras, entre las que cuentan la ampliación de la planta de tratamiento de agua potable del distrito de Riohacha por $5.680 millones; y la ejecución de 2 módulos de pilas públicas en Maicao (Sararo y Wimpeshi) por $10.076 millones.

Actualmente están funcionando el módulo de Pilas Públicas de Casa Azul desde febrero, que permite acceso a agua apta para el consumo humano a más de 9.000 wayuus pertenecientes alrededor de 1.770 familias de 131 comunidades y tiene un potencial para abastecer hasta 12.500 beneficiarios.

“El programa ha logrado la constitución de la empresa Sur Azul E.S.P., que reúne a través del consenso de 7 municipios del sur de La Guajira como El Molino, Distracción, Fonseca, Hatonuevo, Barrancas, San Juan del Cesar y Villanueva, la operación de un esquema regional que aportará mayor eficiencia en la administración y gestión de los recursos”, explica Acero.

Obras en ejecución

Actualmente se perforan 5 pozos para construir micro acueductos o Pilas Públicas en los municipios de Riohacha y Maicao con una inversión de $2.118 millones; se encuentra en ejecución el sistema de acueducto y alcantarillado para el corregimiento de Paraguachón, municipio de Maicao,con una inversión de $8.376 mill y su ejecutor es Findeter.

Se están finalizando las obras del sistema de respaldo del acueducto de Riohacha con la terminación de los pozos Sena – Batallón y la planta de tratamiento por osmosis Inversa con una inversión de $14.507 y que finalizará en septiembre de 2019.

Otra solución en marcha es la construcción del sistema de respaldo de Riohacha, cuyo ejecutor fue Findeter, en el cual se construyeron 3 pozos: Guayacanal, La Luchita, Sena Industrial.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Colombia

DE INTERÉS