Colombia


Los argumentos claves con los que la Fiscalía busca precluir el caso Uribe

Después de siete sesiones, el fiscal Gabriel Jaimes concluirá este martes la exposición con la que busca que un juez ponga fin a la investigación en contra del expresidente por presunto soborno de testigos.

COLPRENSA

09 de agosto de 2021 07:34 PM

Siete sesiones (y un cierre que quedó pendiente para este martes) necesitó el fiscal Gabriel Jaimes para argumentar la solicitud de preclusión de la investigación por soborno a testigos y fraude procesal en contra del expresidente Álvaro Uribe.

Durante su muy extensa intervención, el representante de la Fiscalía presentó múltiples testimonios que en su mayoría ya habían sido expuestos por la Corte Suprema de Justicia, pero a los que la entidad que representa les da una interpretación contraria para concluir que no hay lugar para continuar el proceso contra el exmandatario.

Los argumentos de la Fiscalía se centran en seis hechos jurídicamente relevantes, que el fiscal Jaimes explicó uno a uno: la retractación del testigo Juan Guillermo Monsalve, en la que habría intervenido presuntamente el abogado Diego Cadena; la presunta intervención del representante Álvaro Hernán Prada en la retractación de Juan Guillermo Monsalve, y la presunta intervención de Diego Cadena para obtener el testimonio de Juan Carlos Sierra.

Así mismo, las contradicciones en la versión de la ex fiscal Hilda Janeth Niño, las declaraciones de Máximo Cuesta Valencia, Johan Alberto Cadavid y Elmo Torregrosa, y el video de Eurídice Cortés Velasco obtenido a través de Juan José Salazar.

De esos seis puntos, la Fiscalía extrae, entre otras, las siguientes conclusiones, que constituyen la esencia del proceso y que, para el fiscal Jaimes son suficientes para para pedir la preclusión. Ahora, una vez terminada la presentación de la Fiscalía, la Procuraduría y los representantes de las víctimas, tendrán oportunidad de desvirtuar sus conclusiones, antes de que la juez tome la decisión final.

Estos son los argumentos que ha presentado la Fiscalía:

1. FUE MONSALVE QUIEN BUSCÓ A URIBE Y NO AL REVÉS

A lo largo de su sustentación, el Fiscal Gabriel Jaimes argumentó que las versiones de Enrique Pardo Hasche, Victoria Jaramillo, Diego Cadena y Jaime Lombana resultan ser “plenamente coincidentes y convergentes” para señalar que fue Monsalve, por intermedio de Enrique Pardo Hasche, quien buscó a un abogado del exsenador Uribe, porque el senador Iván Cepeda no le había cumplido algunos compromisos y quería disculparse con los hermanos Uribe Vélez por haberlos incriminado falsamente.

En este punto se destacan las declaraciones de Diego Cadena, quien dijo que contactó a Monsalve porque al expresidente Uribe le había llegado información de que el exparamilitar quería rectificar unas afirmaciones que hizo en su contra.

En otro audio el abogado reconoce que sí le ofreció a Monsalve tramitar de manera gratuita un recurso de revisión a favor suyo, pero aclaró que esa oferta fue por iniciativa suya y no por instrucción del presidente Uribe.

Otro audio a tener en cuenta, según el fiscal, es la declaración de Enrique Pardo Hasche, excompañero de celda de Juan Guillermo Monsalve y quien presuntamente fue intermediario para obtener la presunta retractación, quien aseguró que fue Monsalve quien lo buscó a él y no al revés como se cita en las declaraciones del exparamilitar.

2. CADENA NO LLEVÓ NINGÚN DOCUMENTO NI TAMPOCO PROMETIÓ INGRESO A LA JEP

El fiscal Jaimes destacó que durante la reunión que adelantó con el abogado Diego Cadena y el exparamilitar Juan Guillermo Monsalve en la cárcel la Picota de Bogotá, el 22 de febrero de 2018, el abogado nunca le ofreció al exparamilitar ingresarlo a la JEP ni tampoco le llevó un documento listo para firmar.

“Ninguno de los testigos de la reunión (Enrique Pardo Hasche, Diego Cadena, Héctor Romero), ni ninguna de las imágenes reflejan que el abogado Diego Cadena hubiera exhibido documento alguno” y con relación a la propuesta de la JEP, el fiscal dijo que el mismo abogado defensor de Monsalve, Héctor Romero, declaró qué al exparamilitar sí le interesaba ingresar a esa Jurisdicción, pero no cumplia con las condiciones.

Esto también se puede probar según el fiscal Jaimes en la conversación que se grabó en un reloj grabadora que tenía Monsalve en su poder.

3. LA GRABACIÓN DEL RELOJ ESTABA INCOMPLETA

Otro hecho fundamental para la Fiscalía es precisamente la grabación que hizo Juan Guillermo Monsalve de la reunión del 22 de febrero de 2018, con el abogado Diego Cadena, pues el video entregado a la Corte no aparece completo, sino editado.

Empieza a rodar desde el minuto 32 con 35 y segundos y no es claro que ocurrió en la media hora anterior de grabación. Además, aunque fue grabado con un reloj, se entregó a la Corte en una USB, cinco días después de haber sido grabado.

Este reloj fue ingresado el 22 de febrero de 2018, por Héctor Romero, bajo el entendido, de que era un simple reloj y luego de la grabación esta misma ciudadana (Deyanira Gómez) lo aportó ante la Sala de Instrucción el 26 de febrero.

Lo que refleja para el fiscal Jaimes que “se terminó entregando a la justicia un elemento que sirve para dilucidar lo sucedido de manera exonerativa, y refleja de manera contundente que el señor Monsalve y su excompañera Deyanira Gómez, y posiblemente otras personas que están por identificarse, alteraron evidencia e intentaron engañar a la Sala de Instrucción de la Corte, por lo que se compulsará copias para que les investigue por fraude procesal y ocultamiento de elementos materiales probatorios”.

4. URIBE NUNCA LE DIO INSTRUCCIONES A ÁLVARO HERNÁN PRADA PARA QUE INTERCEDIERA ANTE TESTIGOS

Sobre este punto el fiscal Jaimes argumentó que el mismo excongresista Álvaro Hernán Prada aseguró en su testimonio que él nunca conoció a Monsalve ni participó de ninguna manera para que se retractara, dijo que se reunió con Rodrigo Vidal Perdomo y fue esta persona quien buscó el acercamiento con Monsalve.

Prada insistió en que no estaba enterado para qué lo estaban buscando y que supuestamente Monsalve le daba las órdenes a ‘Caliche’ para buscar los beneficios para él en medio del caso.

Lo que desmiente según el fiscal que Álvaro Uribe nunca le pidió a Monsalve cambiar su testimonio, pues no: “No hay audio o mensajes de voz en donde Álvaro Uribe diera instrucción a Álvaro Hernán Prada” y agregó que fue Carlos López o ‘Caliche’, fue quien gestó una serie de hechos para actuar en favor de Uribe dado que le guarda una “profunda admiración”.

5. EL CELULAR DE MONSALVE NO TIENE VALOR PROBATORIO

Jaimes aseguró que en la presunta intervención del representante Álvaro Hernán Prada en la retractación de Juan Guillermo Monsalve, los pantallazos y audios presentados por la defensa de Cepeda ante la Corte, fueron puestos bajo conocimiento, ya editados y renombrados o reetiquetados, por lo cual esto no evidencia una cronología de los hechos, además, que al no contar con los celulares de donde se extrajo la información, este material de prueba digital podría ser dudoso.

Esto teniendo en cuenta que el celular que presentó Monsalve no fue el mismo que le incautaron y por lo tanto no es válido.

6. LA CORTE NUNCA ENTREVISTÓ AL TUSO SIERRA, QUE AFIRMA QUE NO CONOCIÓ A URIBE

El Fiscal Jaimes argumentó que alias el ‘Tuso’ declaró no conocer a Álvaro Uribe ni tampoco haber sido “contactado, buscado, pretendido específicamente por Álvaro Uribe o por alguien a su nombre para efectos de propiciar una declaración o alguna versión de cara a los asuntos judiciales que tiene en Colombia”.

La Fiscalía añadió que las versiones de los protagonistas, es decir de Juan Aguilar y de Roque Arismendy, son versiones “lógicas, diáfanas que no tienen sombra de duda, aisladamente consideradas, pero que además entre si resultan afirmativas, certeras, plenamente coincidentes en sostener y reafirmar la versión complementaria del exsenador Álvaro Uribe respecto a aquella de Ramírez Sierra”.

Agregó Gabriel Jaimes que es contundente la versión del propio Sierra, que resulta plenamente coincidente no sólo con la versión defensiva, sino con la versión de todos los testigos de los hechos. Explorando todas las opciones probatorias, ha quedado probado con certidumbre que los documentos presentados por el señor Sierra (a la Corte) no obedecieron nunca a un ardid o una empresa irregular tendiente a engañar a la justicia, sino que fluyó una actividad de defensa judicial”, dijo Jaimes.

  NOTICIAS RECOMENDADAS