Colombia


Paro nacional: bloqueo de vías es un delito y será castigado, advierten entes de control

Fiscalía, Procuraduría y Contraloría advirtieron este sábado que los bloqueos no constituyen una expresión de la protesta pacífica, e instaron a las administraciones a actuar aplicando la Constitución.

REDACCIÓN COLOMBIA

22 de mayo de 2021 01:59 PM

A los ciudadanos que en el marco del paro nacional vienen obstruyendo el paso por las vías del país, desde el pasado 28 de abril, la Fiscalía General de la Nación, la Procuraduría General de la Nación y la Contraloría General de la República enviaron una clara advertencia este sábado. Lea aquí: Presidente Duque ordena desplegar a la Fuerza Pública para desbloquear vías en Colombia

En la misiva de cinco puntos dirigida a la opinión pública, los entes de control afirman:

1. La protesta pacífica es un derecho fundamental reconocido en la Constitución Política. Somos garantes y protectores de los derechos humanos de toda la población, por ende, en el marco de nuestras competencias, seguiremos trabajando en el esclarecimiento y la determinación de responsabilidades penal, disciplinaria y fiscal de lo acontecido durante las manifestaciones en Colombia.

2. Los bloqueos u obstrucción a la vía pública no constituyen una expresión de la protesta pacífica, pues violentan derechos y producen daños irreparables a la población.

3. Los bloqueos u obstrucciones en vía pública, cuando están acompañados de la utilización de medios ilícitos, son un delito y atentan contra los derechos humanos de toda la población colombiana; por lo tanto, los perpetradores e instigadores de estos pueden estar incursos en responsabilidad penal.

Adicionalmente, si son funcionarios públicos podrían recibir sanciones disciplinarias y fiscales. Estos actos deben ser rechazados por la sociedad colombiana y enfrentados con todas las herramientas legales e institucionales.

4. Hacemos una clara advertencia que todos los niveles de la administración pública deben actuar para la aplicación de la Constitución y la ley, y por lo tanto proteger los derechos de toda la nación.

Por último, agregan: “bienvenidos todos los espacios de deliberación y construcción de acuerdos, pero nunca por vías de hecho que saboteen el vivir de los ciudadanos”.

  NOTICIAS RECOMENDADAS