Colombia


¿Qué hacer con las pilas que ya no se usan?

En la actualidad, cada colombiano consume cerca de cuatro pilas al año, es decir, que al año, se consumen más de 200 millones de pilas, aproximadamente.

COLPRENSA

22 de junio de 2020 06:55 PM

Muchas veces no se sabe qué hacer con las pilas cuando termina su carga. En ocasiones, se guardan en un cajón, se dejan sueltas en algún rincón de casa o se arrojan a la basura, sin saber cuál es la forma más adecuada de deshacernos sin afectar el medio ambiente.

En la actualidad, cada colombiano consume cerca de cuatro pilas al año, es decir, que al año, se consumen más de 200 millones de pilas, aproximadamente.

Alberto Ladino, Director Ejecutivo de la Corporación Pilas con el Ambiente, que tiene una misión pedagógica ambiental, presenta una serie de recomendaciones para la adecuada convivencia con las pilas en tiempos de confinamiento social.

“Cuando las pilas terminen su vida útil, no debemos arrojarlas a la basura. En casa podemos construir nuestro Minicontenedor con una caja de cartón o una botella plástica y depositarlas temporalmente, para que cuando salgamos de nuestra casa las llevemos al punto de recolección más cercano que puedes ubicar en www.pilascolombia.com/puntos”, dijo Alberto Ladino.

Y agregó: “Las pilas al usarlas en nuestro hogar, no tienen forma de contaminarse con el virus, además porque están dentro de algún dispositivo, por esto, de inmediato cuando cambiamos la pila debemos depositarla en un minicontenedor y solo sacarla para depositarla en los contenedores de ‘Pilas con el ambiente’”.

También recomiendan disponerlas en un propio contenedor, si están las pilas sulfatadas u oxidadas, entonces deben ser guardadas en una bolsa plástica y depositarla en un minicontenedor.

“Solo por prevención sugerimos que se limpien con un pañito húmedo con un poco de alcohol. Sin embargo, las pilas no son un medio de transmisión del virus, no son un riesgo si las estamos utilizando en nuestros controles o demás dispositivos”, continuó Ladino.

Además, “Cuando las pilas terminan su vida útil, los consumidores debemos buscar el contenedor más cercano para depositarlas. Por la contingencia que atraviesa el mundo, hoy no hay acceso a más del 95% de los puntos de recolección, por esto invitamos a los consumidores a que elaboren sus propios contenedores. Posteriormente cuando el gobierno permita la movilidad, podremos depositarlas en el punto más cercano dispuestos en los centros comerciales, almacenes de cadena y torres empresariales de todo el territorio nacional para que la Corporación haga la recolección y disposición final segura. En la actualidad hay más de 4.500 puntos de recolección en Colombia”.

Es importante que los desechos de pilas estén en un contenedor adecuado porque así se evita que sigan llegando pilas a los rellenos sanitarios, calles y ríos. “Además, sí disponemos correctamente de las pilas, éstas pueden ser aprovechadas y convertirse en materia prima para la elaboración de otros productos o para otros procesos, reduciendo la extracción de minerales de nuestros recursos naturales no renovables”.

Las pilas están fabricadas con minerales que se extraen del subsuelo, actualmente se remueven cantidades importantes de tierra, para extraer metal, zinc, manganeso y carbón, que demanda uso desproporcionado de agua y energía. Al entregar las pilas se recuperan estos minerales, disminuyendo el uso de energía, eliminando directamente la extracción de la tierra y uso de agua.

“Podemos utilizar las botellas de gaseosas o jugos de 1.5 litros en adelante; botellones de agua; baldes o cubetas; cajas, entre otros, para crear los contenedores caseros”, finalizó Ladino.

A diciembre de 2019, la Corporación Pilas con el Ambiente gestionó de manera segura más de dos mil toneladas de pilas, evitando que lleguen a los rellenos sanitarios.

Comentarios ()

 
  NOTICIAS RECOMENDADAS