Colombia


¿Qué implica para Colombia ser aliado principal de la OTAN?

Estados Unidos concede una serie de “privilegios” a los países que tienen este vínculo de cooperación militar.

COLPRENSA

24 de mayo de 2022 10:45 AM

Tras la firma del presidente de Estados Unidos Joe Biden, Colombia ingresó de forma oficial a la lista de países que son “aliados principales” de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN). La decisión fue tomada exactamente 5 años después de que el país se convirtiera en el primer “socio global” latinoamericano de la alianza que, salvo por EE. UU. y Canadá, solo es integrada por países europeos.

(Lea aquí: Colombia ya es aliado estratégico de la Otan: Biden firmó el memorando)

Es decir, palabras más, palabras menos, que Colombia no es miembro de la OTAN. Eso sí, su vínculo se transformó en las últimas horas con la firma del memorando que lo convirtió en el tercer país de Latinoamérica en obtener la condición de “aliado principal”, que consiste principalmente en una relación de cooperación con las fuerzas militares estadounidenses, obtenida por Argentina en 1998 y Brasil en el 2019.

¿Pero qué significa ser aliado principal?, ¿qué “privilegios” resultan de esta designación concedida por el gobierno de Estados Unidos?

Primero, es importante aclarar que la nueva alianza no implica un compromiso de defensa mutua en caso de que ocurran ataques contra Colombia o Estados Unidos. Más bien, se trata de una cooperación en defensa y seguridad –que se materializaría en ayudas militares y económicas–, aunque sí pueden realizar maniobras conjuntas.

Entre las ventajas que cita el Gobierno estadounidense en su página principal esta figura se encuentran que este nuevo estatus hace que Colombia sea elegible para el préstamo de material, suministros o equipo con fines cooperativos de investigación, desarrollo, prueba o evaluación, así como para la entrega prioritaria de artículos de defensa que EE. UU. tiene a disposición para ser transferidos.

Además, Colombia pasa a ser elegible para celebrar un Memorándum de Entendimiento (MDE) –o sea, un acuerdo bilateral o multilateral entre partes– “u otro acuerdo formal con el Departamento de Defensa de los EE. UU. con el fin de llevar a cabo proyectos cooperativos de investigación y desarrollo sobre equipos y municiones de defensa”, según señala el gobierno estadounidense.

Esta condición de “aliado principal” también podría permitir la financiación para adquirir dispositivos de detección de explosivos y otros proyectos de investigación y desarrollo contra el terrorismo; al igual que la celebración de acuerdos con EE. UU. para conceder entrenamientos cooperativos, siempre y cuando los arreglos financieros sean recíprocos y consideren el reembolso de todos los costos al país norteamericano.

La decisión se hace definitiva solo un mes después de que Biden le enviara una carta al Senado y la Cámara de su país solicitando la designación de Colombia como un aliado principal no miembro de la OTAN. Esto al considerar que Colombia ha contribuido en materia de seguridad en la región y luego de la cumbre que sostuvo con el presidente Iván Duque, el pasado 10 de marzo, en la que se fortalecieron las relaciones diplomáticas entre ambos países.

  NOTICIAS RECOMENDADAS