Siete retos que tendrá Iván Duque como presidente de Colombia

17 de junio de 2018 07:56 PM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Después de conocerse la llegada de Iván Duque a la Casa de Nariño, al recibir más de 10,3 millones de votos en la jornada electoral del domingo, son varias las problemáticas que se tiene que plantear el nuevo Presidente de la República durante sus cuatro años de gobierno. (Lea aquí: Iván Duque, nuevo presidente de Colombia)

Tras dos periodos de mandato del expresidente Juan Manuel Santos, Duque recibirá un país con diferentes necesidades por solventar en todas las regiones y con varios temas que deberá priorizar en su agenda.

Por ejemplo, de acuerdo con un estudio realizado por la Universidad de los Andes, la región Caribe presenta el menor promedio en los resultados de las pruebas Saber 11 de toda Colombia, también es la región con menor cobertura en alcantarillado (46%).

La región de la Amazonía es la que tiene menor penetración de Internet y menor cobertura en educación superior de todo el país. En la región de la Orinoquía, según las cifras del DNP, 60% de la red vial terciaria se encuentra en tierra, de la cual solamente 8% está en buen estado; además, su potencial para actividades agrícolas es de 81% y solamente 19% tiene agricultura adecuadamente desarrollada.

En la región Pacífica, casi la mitad de los habitantes no disponen de los recursos económicos para adquirir la canasta básica familiar y de cada 1.000 estudiantes que presentan la prueba Saber 11 al concluir su educación media, solo 7 logran entrar a una universidad. Por otra parte, en la región Andina, uno de los principales problemas es la ineficiencia de la infraestructura vial de interconexión regional.

Se consultó una serie de analistas para plantear los grandes retos que tendrá Iván Duque durante su mandato:

ECONOMÍA: “HAY QUE REDUCIR LAS BRECHAS”

Pese a la situación económica que se vivió en el último periodo del gobierno del expresidente Juan Manuel Santos, son varios los avances que se dejaron en el país en materia económica. Para los expertos, el más reciente fue el ingreso a la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (Ocde).

“Uno de los aspectos más importantes del progreso fue en términos de institucionalidad. Lo más difícil para avanzar en materia económica es el permanente cambio de las reglas de juego. Con la entrada a la Ocde, se manda un mensaje claro para este nuevo Gobierno de darle continuidad a estas políticas”, aseguró Julián Arévalo, decano de la facultad de Economía de la Universidad Externado de Colombia.

Para Arévalo, los tres temas principales en la agenda económica de este nuevo Gobierno deberían ser el de las pensiones (sostenibilidad y mayor equidad), el tema fiscal (estabilidad financiera) y el cierre de brechas.

“El cierre de brechas sigue siendo prioridad, es necesario continuar con la reducción de la desigualdad de ingresos, avanzar en la política social y acabar las diferencias entre el país urbano y el país rural”, aseguró el decano.

EMPLEO, VARIAS TAREAS PENDIENTES

Sumado a la constante incertidumbre que genera el sistema pensional (sólo cerca del 30% de los trabajadores colombianos tiene seguridad pensional y muchos expertos coinciden en que el sistema podría colapsar en el 2050), el nuevo presidente tiene que enfrentar de manera directa la problemática de la informalidad laboral.

Iván Jaramillo, investigador del Observatorio Laboral de la Universidad del Rosario, aseguró que “hay un panorama preocupante. Según el Dane, la informalidad laboral es del 50%, gran parte de los colombianos trabaja sin derechos y sin estabilidad. Lo primero que Iván Duque tiene que hacer es aumentar el pie de inspectores para el control y fomentar así la formalidad”.

Según el académico, también tiene que haber restricciones reales a la tercerización laboral; inspección, vigilancia y control en temas de respeto de derechos laborales y la garantía de la actividad sindical en Colombia.

“También es importante regular el tema de jornada laboral, es algo que el presidente Santos prometió y nunca cumplió”, concluyó Jaramillo. 

(Le puede interesar: Los memes que dejó la elección de Duque como presidente)

SEGURIDAD, TRES RETOS FUNDAMENTALES

Para Néstor Rosanía, director del Centro de Estudios Seguridad y Paz, Duque tiene que atender tres principales problemáticas que afectan actualmente la seguridad de los colombianos.

Primero, la seguridad ciudadana. Según Rosanía, este problema se había vuelto un tema de “segunda categoría” ya que el principal siempre fue el conflicto armado. “Hoy es diferente, la gente tiene la percepción de que la inseguridad llegó a las ciudades”, añadió.

El segundo reto son las drogas ilícitas y el narcotráfico. El pasado viernes, el Ministerio de Defensa anunció que han aumentado en 30.000 hectáreas los cultivos ilícitos (un 23% comparado con 2016). Lo que representa la necesidad real de un plan efectivo del nuevo mandatario.

Según el director, el tercero es la aparición de las nuevas organizaciones armadas, como lo son disidencias y nuevos actores armados reconfigurados. Bandas como las del frente Óliver Sinisterra, Los Pelusos, Los Machos o Los Buenaventurejos tendrán que estar en la mira del Gobierno.

“También hay que identificar el eslabón que tienen los carteles mexicanos en Colombia. La Inteligencia del Ejército ha dado buenos resultados, pero se tiene que seguir robusteciendo”, concluyó.

“PRIMERO EL PROBLEMA FISCAL”

Durante los últimos años, el gasto en salud y en pensiones ha crecido exponencialmente. Según datos de la Universidad de los Andes, se estima que la deuda de las EPS contributivas y subsidiadas a la red hospitalaria público-privada puede acercarse a los 3 billones de pesos. Mientras que el régimen público de pensiones tiene un hueco fiscal de 40 billones, según Asofondos.

Para Eduardo Pizano, director de la Escuela de Gobierno de la Universidad de los Andes, existe una serie de problemas fiscales que le impediría a Iván Duque diseñar políticas públicas efectivas que puedan beneficiar a los colombianos.

“Antes que nada, hay que garantizar la parte fiscal. Si eso no se tiene organizado, es muy difícil proceder a satisfacer las demás necesidades. La deuda del país es muy alta, se está llegando al 50% del PIB colombiano y si no se controla esa deuda, no será posible tener ningún tipo de sistema. Si esa plata no se cuida, vamos a tener problemas”, dijo Pizano.

Para el experto, lo “más rápido” que tiene que hacer Iván Duque es nombrar un Ministro de Hacienda que tenga credibilidad en los mercados y que pueda dar garantías de una política fiscal “seria”.

“Mi recomendación para el presidente es que se rodee de gente de primer nivel. Busque gente preparada con la que se pueda elaborar un plan de gobierno y pueda dar resultados, gente que tenga un concepto de servicio público y que entienda que el dinero es para servir a los colombianos”, concluyó.

CORRUPCIÓN: “HAY QUE DAR EJEMPLO”

Uno de los grandes retos será la lucha contra la corrupción. Según Transparencia Internacional, Colombia ocupa el lugar número 96 de 180 economías analizadas a nivel mundial en el último Índice de Percepción de la Corrupción. Un lugar bastante bajo respecto a toda la región.

Colombia está en la misma posición que países como Panamá, Perú y Brasil, naciones que se vieron afectadas por igual por el escándalo de Odebrecht. En estos últimos tres países, presidentes o expresidentes se han visto salpicados por investigaciones.

“Estamos ad portas de hacer una consulta anticorrupción y en buena medida sería importante preguntarse hasta qué punto este mecanismo ayuda a solucionar o no los problemas de fondo, algunos puntos ya están consagrados en nuestra legislación y probablemente lo que falta es seriedad a la hora de aplicarlos”, aseguró Beatriz Campillo, miembro del Observatorio de Ética Política de la Universidad Pontificia Bolivariana.

Según Campillo, no necesitamos más normas contra la corrupción. Lo que se necesita, según ella, es cumplir las normas existentes como despolitizar la justicia, tener garantías para denunciar y contar con la aplicación efectiva de penas para quienes hayan incurrido en algún delito.

“Parece simple pero es muy complejo, el presidente tiene que dar ejemplo. Él no solo es nuestra imagen en el exterior, también debe ser un modelo para la ciudadanía. Es necesario recuperar la confianza en las instituciones, su sentido de autoridad”, concluyó la experta.

“RECUPERAR EL PRESTIGIO DE LA JUSTICIA”

José Gregorio Hernández, exmagistrado de la Corte Constitucional, aseguró que la justicia colombiana enfrenta una crisis profunda y lo primero que Duque tendría que hacer es consolidar el Acuerdo de Paz, con importantes ajustes, para evitar el fracaso del proceso.

Hernández también añadió que es necesario establecer reglas “lo suficientemente claras” para solventar esta crisis que le ha restado prestigio y credibilidad a la rama judicial.

“El país reclama que el nuevo Gobierno se comprometa de verdad  con una profunda reforma a la administración de la justicia. Eso no significa reunir a todas las cortes en una sola, ese proyecto no tiene sentido. Se tienen que introducir reformas profundas”, afirmó.

Según el jurista, la crisis se debe en buena parte a la falta de principios éticos en algunos de los integrantes de los juzgados y tribunales, por lo que debería ser más estricta su preparación.

(Le puede interesar: Reacciones en redes tras la elección de Iván Duque como presidente)

MEDIO AMBIENTE, RESTAURAR LOS ECOSISTEMAS

Según el Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (Ideam), durante 2017 Colombia perdió 219.973 hectáreas de árboles, lo cual representó un aumento del 23% en comparación con la cifras del año 2016, cuando la tasa de deforestación fue de 179.000 hectáreas.

Julio Carrizosa, ambientalista y antiguo rector de la Universidad Nacional de Colombia, aseguró que el principal reto del Gobierno en materia ecológica será evitar que haya más guerras, pues, según él, las Farc eran uno de los principales enemigos del medio ambiente en nuestro país.

“La guerrilla tenía un mando ambiental en muchas regiones y desafortunadamente todavía no ha sido posible establecer un orden, lo que ha causado problemas de deforestación. El reto del Gobierno es restaurar los ecosistemas que fueron afectados durante estos 50 años de guerra”, aseguró el experto.

Para Carrizosa, la mejor acción que puede tomar Iván Duque para proteger el medio ambiente es cumplir estrictamente el acuerdo con la antigua guerrilla.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Colombia

DE INTERÉS