Colombia


Sindicatos de trabajadores insisten en que salario mínimo debe ser de un millón

Este viernes están reunidos los gremios empresariales, los empleados y el Gobierno para definir el sueldo básico del 2020 en el país.

COLPRENSA

13 de diciembre de 2019 10:30 AM

Este viernes continúa la reunión entre gremios, representantes de los trabajadores, y el gobierno, para tratar de definir el valor del salario mínimo para el 2020.

El primer encuentro se adelantó el pasado 5 de diciembre de 2019 se llevó a cabo la primera reunión, pero terminó sin acuerdo después de casi cuatro horas de diálogo. Después, el pasado 10 de diciembre, las partes pusieron sobre la mesa sus propuestas.

Los sindicatos presentaron una idea de unificar el salario con el subsidio de transporte y pidieron un aumento del 8,1 %. Esto dejaría el salario básico en $895.193 y el subsidio de transporte en $104.806, sumando un millón de pesos.

Por su parte, los empresarios propusieron que el aumento sea de 4,5 con un salario total de $966.779.

La Central Unitaria de Trabajadores, CUT, inisitió este viernes en que el salario debe ser de un millón.

“Insistimos en la Comisión Nacional de Concertación en que el aumento del salario mínimo debe ser de un millón. Es necesario regresarle el poder adquisitivo a los trabajadores”.

Desacuerdos por cifra de productividad

Los desencuentros naturales entre sindicatos de trabajadores y gobierno por el aumento del salario mínimo se han unido a la tensión derivada del paro nacional. Estos elementos sumados han generado que el escenario de debate salarial esté convulso y que las posibilidades de que se llegue a una cifra concertada, como ocurrió en 2018, se alejen bastante.

Entre lo que más aleja a las partes de un acuerdo está la metodología para concretar la cifra de productividad y, desde luego, el Paro Nacional, tema que, aunque el Gobierno busca separarlo, no puede verse al margen de la discusión salarial.

Analistas coinciden en que la posibilidad de que el salario termine concretándose vía decreto es cada vez más cercana. Esto teniendo en cuenta que el ambiente de la negociación se ha tornado hostil por cuenta de los desencuentros en torno a la cifra de productividad.

Además, según explica el economista Isidro Hernández, profesor de la Universidad Externado de Colombia, un escenario en el que no se llegue a un acuerdo “radicaliza las posiciones; el hecho de que haya un acuerdo no va a solucionar el tema del paro, pero el no llegar a dicho acuerdo puede exacerbar las posiciones conocidas en medio del paro”.