Colombia


Uribe dice que no tendrá candidato presidencial

El expresidente para las elecciones presidenciales del 2022 no apoyará a un candidato en particular sino que acompañará a la democracia.

COLPRENSA

13 de septiembre de 2021 04:02 PM

En un corto video el expresidente de la República y jefe del Centro Democrático, Álvaro Uribe Vélez, aseguró que para las elecciones presidenciales del 2022 no apoyará a un candidato en particular sino que acompañará a la democracia.

“La verdad es que yo soy consciente que el daño que me han hecho, le hace daño a cualquier candidato que yo apoye, entonces yo no voy a apoyar candidatos, voy a apoyar la democracia”, dijo Uribe en respuesta a una seguidora que le preguntó sobre a quién él iba a apoyar para ser el sucesor de Iván Duque en 2022.

El Centro Democrático, precisamente este lunes reiteró el mecanismo que se tendrá para seleccionar al candidato presidencial, el cual será similar a la elección de 2018. “Por decisión de los mismos precandidatos, se llegó a un consenso sobre su herramienta de selección, definición de reglas

propias, garantías de transparencia y la fecha de anuncio acordada, que será el próximo 22 de noviembre”, señaló un comunicado.

Explicaron que serán 10 foros que se llevarán a cabo en los próximos 2 meses los precandidatos presidenciales, Óscar Iván Zuluaga, Paloma Valencia, María Fernanda Cabal, Edward Rodríguez y Rafael Nieto.

“No existe en este momento ningún candidato presidencial que tenga preferencia o favoritismo ni en el partido, ni fuera del mismo. Esperamos el 22 de noviembre para presentar una excelente posibilidad en favor de la democracia colombiana”, concluye el pronunciamiento.

Por otra lado el jefe del Centro Democrático salió en defensa del presidente Iván Duque, frente a las críticas que le han hecho desde España a donde asistirá para participar en la Feria del Libro de Madrid.

En un video, expresó que “a los de Madrid: el presidente Duque encontró 209.000 hectáreas de coca, cuando eran 43.000, las manos amarradas para erradicar, la reducción de la pobreza estancada, la economía postrada, el soborno parlamentario en alza, el plebiscito robado. Hay que reconocer todo lo que falta pero el balance debe ser menos rabioso”.

  NOTICIAS RECOMENDADAS