Cultural


‘Lo mejor en la carrera de Carlos Gardel estaba por venir”

Entrevista con el escritor Felipe Pigna, autor de la biografía Gardel, sobre el máximo exponente de la historia del tango, con un amplio capítulo por su paso por Colombia.

SERGIO VILLAMIZAR D.

12 de abril de 2021 01:04 PM

La vida de Carlos Gardel parece un guion cinematográfico que bien habría podido protagonizar él mismo en Hollywood, el cual esperaba conquistar una vez terminara su gira de presentaciones por distintos países de América Latina. Pero la muerte se atravesó e impidió que el argentino, nacido en Francia, brillara aún más.

Partió la historia de un género musical como el tango. Conquistó los escenarios de América y Europa, con una vida llena de mitos, y que por eso, el escritor e historiador Felipe Pigna, durante los últimos años, se dedicó a estudiar a este personaje, como ser humano y estrella, para escribir ‘Gardel’, 564 páginas entre el ascenso a la gloria y la tragedia, que se ha vuelto costumbre que se lleven de la mano.

Una excelente excusa para abordar la historia del mundo entre finales del siglo XIX y la primera parte del XX, con toda la transformación de un país de alta inmigración como Argentina y el significado de una música como el tango, que llevan en las entrañas, que Gardel vivió intensamente y su faceta como estrella de cine.

Desde Buenos Aires (Argentina), el escritor e historiador habló sobre todo el proceso que desarrolló para escribir ‘Gardel’ y lo que significa esta figura artística para las nuevas generaciones. (Lea aquí: Dos colombianos entre los 12 finalistas del Premio Vargas Llosa)

UN TOUR GARDELIANO

- ¿Cómo fue la experiencia de escribir un libro sobre un personaje como Carlos Gardel?

Fue de mucha adrenalina. Fueron dos años y medio de investigación, de recorrer el mundo siguiendo los pasos de Gardel. A la vez, cuadrándolo como personaje histórico, con el contexto del momento, porque el libro es una biografía y a la vez, la historia mundial entre 1890 y 1935. Fue un placer recorrer su vida y durante la escritura escuchar su amplio repertorio, son más de 800 canciones que grabó, además de ver sus películas que me ayudó mucho.

- ¿Muchos mitos en torno a Carlos Gardel?

Hay una gran cantidad de mitos y leyendas sobre Carlos Gardel, con momentos donde se mezcla la ficción con la realidad y uno debe ir separando una cosa con la otra. Una tarea fascinante en ese aspecto.

- ¿Cuál ha sido el más grande de esos mitos?

Una de las cosas que siempre se escuchaban era en torno al accidente que le costó la vida, sobre un disparo dentro del avión por una mujer, lo cual le agregaba más dramatismo a la situación, pero también es una cosa del negocio del misterio, de agregarle leyenda a un hecho para agrandarlo, pero no encontré nada de eso, tan sólo una serie de sucesos desafortunados que terminan en esta tragedia.

También se habló mucho de su sexualidad, que fue puesta en duda en algún momento, que era otro contexto, porque hoy hablamos de opciones sexuales con toda libertad y no implica absolutamente nada para una persona, pero en los años 20 era otra cosa.

- ¿Y su vida amorosa?

Tocamos ese tema, de cómo él veía la cuestión de la pareja de matrimonio, con su frase cuando le preguntan si está a favor del divorcio y él contesta que no, qué él esta es en contra del matrimonio. Una de las tantas frases gardelianas tan ocurrentes que demostraba su genialidad, pese a su poca formación educativa.

- Dentro de los mitos, se habló del accidente que le causó la muerte, producto de una posible rivalidad entre pilotos...

Eso es cierto, está comprobado y está en las actas judiciales. Se comprobó que un piloto alemán realizó un vuelo arrasante sobre el avión de Samper Mendoza los días antes, y que posiblemente, quizás Samper Mendoza hubiera querido devolverle la gracia al alemán, pero eso no lo podemos asegurar.

- ¿Cómo encontró los famosos lugares gardelianos en el mundo?

Se conservan. La calle Corrientes en Buenos Aires se conserva, no exactamente como la conoció, pero se mantiene, así como el barrio del Abasto, donde está su casa y se mantiene como un barrio muy cultural, muy teatral.

Toulouse (Francia), es un lugar tremendamente gardeliano. Hay dos monumentos a Gardel, dos calles que llevan su nombre, la casa natal y una placa muy bonita en el hospital donde nació.

Barcelona es una ciudad muy gardeliana, donde tuvo su primer gran triunfo en Europa, lo mismo que Madrid y París, que quería tanto, algunos teatros ya no existen pero sí los cafés que solía frecuentar, la casa donde vivió. También Nueva York, que fue tan importante en sus dos últimos años de su vida.

- ¿Cómo fue su relación con Colombia?

Fue un lugar que él quiso particularmente. Es muy curioso que solamente se vincule a Gardel con Colombia por su muerte, pero el quería visitar ese país, entre otras cosas, porque sabía que había movimiento tanguero muy importante, en especial en Medellín.

En la década del diez en Chile se encuentra con un grupo de colombianos que están tocando y a través de ellos se da cuenta de la importancia del tango allí. En 1935, en la gira que hacía, habían dos lugares que quería visitar, por un lado Colombia y luego ir a Cuba.

De ahí esa carta al pueblo colombiano, en la que distingue particularmente el calor del público, el afecto. Una de las últimas cartas que escribe en su vida.

- Todo esto junto a una anécdota que le ocurre en Bogotá...

Una multa de transito. No sabemos exactamente cómo fue, pero parece que él manejó un tramo y cometió una infracción, y lo que era una multa terminan llevándolo a la oficina de transito, más por tener un ratito a Gardel que por la infracción, porque lo querían conocer.

CAMINO A HOLLYWOOD

- ¿Carlos Gardel iba camino a Hollywood?

A terminar su gira, era volver a Estados Unidos a filmar en inglés, por eso lleva al profesor de inglés en el viaje, porque necesitaba del idioma para hacer las películas y por un programa que iba a tener en inglés.

- Justo su vida en Nueva York también lo unió a Astor Piazzolla, quien décadas después revolucionaría el género...

Un momento mágico cuando Gardel termina invitado por la familia de Astor y lo vez, con tan sólo 13 años tocaba el bandoneón de manera única. Rápidamente hacen amistad, haciendo esa noche un dúo único. Astor le sirve de intérprete a Gardel en su andar por la ciudad, y los padres de Piazzolla no lo dejaron ir a la gira latinoamericana.

- ¿Cómo es la relación de Carlos Gardel con las nuevas generaciones?

Es muy interesante como la juventud argentina se interesa por el libro, lo están leyendo mucho, porque lo reconocen como un antecedente de los rockstar. Fijate que todos nuestros roqueros, Cerati, Charly, Fito, todos son muy gardelianos.

Gardel está muy vivo y muy presente, como un referente. Al haber grabado tantos temas, uno encuentra algún tema de Gardel para un momento o un estado de ánimo de la vida.

- ¿Un artista global?

Un artista internacional que triunfó en España, Francia e Inglaterra, con su éxito absoluto en Nueva York, sin hablar de América Latina, que comenzó en Puerto Rico, donde lo reciben 5000 personas. Así pasaba en Caracas o en Bogotá donde el avión casi no puede aterrizar por la cantidad de la gente en la pista. Era una locura.

El cuenta en un reportaje que aprendió a firmar con las dos manos por la cantidad de fotos que tenía que firmar por mes. Le llegan un promedio de 15 cartas mensuales.

-La figura de la madre siempre fue importante para él...

Su madre lo tuvo fruto de una relación informal y el hombre la abandona, algo lamentablemente y muy común. Ella asume la maternidad con orgullo y lo hace constar en un documento, pero se siente atacada por su condición de madre soltera y decide irse lo más lejos posible a finales del siglo XIX, Buenos Aires.

Él siempre mostró un gran agradecimiento por ella, quien trabajaba muchísimas horas, que soñaba con un hijo médico, nunca quiso que Carlitos cantará, pero bueno luego fue su orgullo, pero al principio iba de fracaso en fracaso.

- ¿Cómo vivió él los momentos de fracaso?

Es interesante como Carlos siempre recordó los malos momentos. Siempre en las entrevistas habló cómo vino de abajo, muy agradecido al momento que estaba viviendo, pero siempre se acordaba de los de abajo. Una persona de enorme generosidad.

- El padre con su propia historia en Francia...

Fue un delincuente, quien formó una banda de asaltantes de banco y terminó preso. Jamás reconoció a su hijo y no lo incluyo en su testamento, por eso, Carlos no quería saber nada él.

- ¿Sigue la procesión de visitantes a la tumba de Gardel?

Es la tumba más visitada del cementerio de Chacarita. La gente siempre le pone un cigarrillo entre sus dedos con muchas flores y placas de gente, su casa de cine en Estados Unidos, hasta del Barcelona Fútbol Club del cual fue hincha.

- Impresionante la historia del traslado del cuerpo desde Colombia hasta Argentina...

Se mezcló la política, la idea de tapar una noticia muy tremenda que había ocurrido en Argentina, apenas un mes después de la muerte de Gardel, con el asesinato de un senador con responsabilidad del gobierno de turno, por lo que había que tapar esa noticia.

Se crea una larga procesión que hace que los informativos se ocupen de ello, por lo que el cuerpo es trasladado a Panamá, lo velan en el barrio Latino de Nueva York, luego a Río de Janeiro, Montevideo y en febrero de 1936 por fin a Buenos Aires donde se va en febrero de 1936, casi ocho meses después del accidente.

Es increíble los relatos del paso del cuerpo por la selva colombiana, los lugares por donde fue pasando, y así mismo se generaron muchas más leyendas.