Cultural


Sam Raimi vuelve al género de superhéroes con Doctor Strange

La película, que debutó esta semana en cines de Estados Unidos y Latinoamérica, fue una carrera contrarreloj para el cineasta de 62 años.

AP

06 de mayo de 2022 10:58 AM

El director Sam Raimi comenzó a sentir alivio la mañana después del estreno de “Doctor Strange in the Multiverse of Madness” (”Doctor Strange en el multiverso de la locura”).

La película, que debutó esta semana en cines de Estados Unidos y Latinoamérica, fue una carrera contrarreloj para el cineasta de 62 años, quien tomó el proyecto hace dos años y medio luego que Scott Derrickson lo abandonara por diferencias creativas. Raimi tuvo que rehacer el guion y a la vez cumplir con un calendario de filmación.

“Cada parte de este proceso cinematográfico ha sido genial, pero cada parte del proceso duró demasiado y se volvió demasiado intenso”, explicó Raimi en una entrevista vía Zoom desde Los Ángeles. “Me encanta escribir, pero la escritura nunca paró. Michael (Waldron) estuvo escribiendo el guion durante toda la producción. Y la filmación fue genial, pero luego tuvimos que hacer tomas adicionales. También debido al COVID, las cosas se prolongaron”.

“Pero ha sido genial”, agregó Raimi.

Incluso si su reingreso fue precipitado, “Doctor Strange in the Multiverse of Madness” de Marvel, que marca el inicio a la temporada de películas de verano (boreal) de Hollywood, anuncia el regreso de uno de los directores más queridos del género. Raimi creó la popular película de terror con un micropresupuesto “The Evil Dead” (”El despertar del diablo”) y sus secuelas de culto “The Evil Dead 2” (”El despertar del diablo 2”) y “Army of Darkness” (”El ejército de las tinieblas”), antes de que sus cintas de Spider-Man con Tobey Maguire ayudaran a abrir paso a la era de los superhéroes que vino después.

Y, un tanto milagrosamente, la nueva “Doctor Strange” es claramente una película de Sam Raimi, llena de terror juguetón, toques cómicos inteligentes y destellos alocados. Raimi le da algo de locura al multiverso.

___

AP: Esta película tiene muchas características de su obra: Bruce Campbell, un libro de los muertos e incluso, brevemente, tomas desde el punto de vista de un demonio. ¿Siente como que Sam Raimi se escabulló en una película de Marvel?

RAIMI: Realmente estaba tratando de hacer una película de Marvel, antes que nada. Supongo que todos hacen las cosas a su propia manera, sin tratar de convertirlo específicamente en algo diferente de lo que era. Yo simplemente intenté seguir a los personajes de películas previas de Marvel y hacia dónde nos habían llevado las tramas de “WandaVision” y las películas de “Avengers”. Pero también traté de abrir el multiverso como había solicitado Marvel al guionista Michael Waldron para futuras aventuras.

AP: ¿Considera que estas películas, como cualquier otra, deberían tener la huella digital de sus realizadores?

RAIMI: Creo que la primera responsabilidad es contar la historia de esos personajes porque este es como el episodio 27. Pero creo que es genial que los cineastas puedan hacerlo desde su propia perspectiva siempre y cuando trabajen dentro de la caja de Marvel y esta es una caja muy grande con la que jugar. Lo que hacen en Marvel es realmente proteger la integridad de los personajes. Así que, siempre y cuando hagas eso y estés consciente de los elementos de la historia para que no desilusiones a los fans, me parece genial que los cineastas en el Universo de Marvel ejerzan su personalidad y estilo y cuenten la historia con su propio salero.

AP: Pienso que las películas “Evil Dead” y “Army of Darkness” son, en parte, odas a los efectos mecánicos. Esta cinta está en el otro extremo del espectro, con imágenes de CGI extenso que hacen todo posible. ¿Cómo se adaptó a esto?

RAIMI: Me encantan los efectos mecánicos. Eso es lo que me gusta hacer más en el set y es lo que más me gusta ver en las películas. Pero la naturaleza de esta película era tan grande, para viajar por el multiverso, que las técnicas no se beneficiaban realmente de los efectos prácticos, las técnicas más grandes. Hay momentos de esos en la película, pero realmente tenían que ser generados por computadora por la escala y la cantidad de viajes de nuestros personajes. Habría sido demasiado costoso y poco práctico hacerlo con efectos mecánicos. Me encantan, pero requieren tiempo. Con una producción gigante como esta, es difícil filmar una escena una y otra vez porque se ve un tubo de sangre en el cuadro o un alambre flotando.

AP: Ha hecho películas con presupuestos muy reducidos, pero con libertad infinita, y películas con presupuestos enormes pero que requerían más elementos específicos. ¿Qué le gusta más?

RAIMI: Me gustan todos los trabajos. Me encantan los diferentes desafíos de hacer una película de bajo presupuesto sin la supervisión creativa de otros. Es como si estuvieras tocando un instrumento musical frente a un público, por muy bueno que seas, es toda tu melodía y la forma en que quieres tocarla. Entonces algo como esto, aunque con restricciones y expectativas, es como si te dieran la mejor orquesta sinfónica y te dijeran: “No vas a tocar tú mismo, porque hemos contratado a los mejores violinistas, la mejor percusión, los mejores metales. Pero dejaremos que los dirijas”.

AP: No había dirigido un largometraje desde “Oz the Great and Powerful” (”Oz: El poderoso”) de 2013. En vez, ha estado produciendo y haciendo televisión. ¿Estaba esperando una oportunidad como esta?

Reciba noticias de El Universal desde Google News

RAIMI: Me tomé un tiempo para recalibrar mi sentido como director. Sí, me estaba escondiendo, produciendo trabajos de cineastas jóvenes, tratando de volver a aprender nuevas maneras de hacer mi trabajo para no estancarme. Pasé mucho tiempo en mi jardín pensando en eso. Entonces, cuando llegó la llamada para esta película, estaba realmente listo para volver al ruedo. Estaba hambriento de hacer otra película.

AP: ¿Le sorprende cómo han evolucionado las cintas de superhéroes en los últimos 15 años, una era que sus películas de “Spider-Man” ayudaron a crear? Usted y Stan Lee compraron hace mucho una película de Iron Man que nadie quería hacer.

RAIMI: Nunca esperé que despegara de esta manera gigantesca y se volviera tan locamente popular. Sí reconocí que en el trabajo de Stanley y Steve Ditko y todos los escritores y artistas de Marvel había muchas películas para hacer. Pero nunca pensé que estarían haciendo una película sobre Moon Knight, por ejemplo, uno de sus personajes secundarios o de tercer nivel, o Doctor Strange, que creo que era un personaje de segundo nivel, y que tuvieran tanto éxito con ellos. Llegó mucho más allá de lo que imaginé.

AP: Recientemente, dijo con ironía que quería mostrar a los chicos cómo se hacen las películas de superhéroes. ¿Había algo de verdad en eso? Sus películas tienen una alegría cinematográfica que no siempre está presente en las adaptaciones de cómics.

RAIMI: No, esa declaración eran mis propias inseguridades, preguntándome: “¿Podré hacer todavía esto después de todos estos años?”. Lo hacen tan bien ahora, con personajes tan geniales, con efectos tan geniales, las historias bastante bien logradas y unidas en las películas de Marvel. Ese es mi yo inseguro haciendo un chiste como: “íLes voy a enseñar!”, cuando en realidad es más: “Estoy aterrorizado, me pregunto si todavía podré lograrlo”.

AP: Se retiró de “Spider-Man” decepcionado con la tercera película y a punto de hacer una cuarta. ¿Sentía que tenía asuntos pendientes en el género? ¿Hacer “Doctor Strange” cura algunas de esas heridas?

RAIMI: En cierta medida, es verdad. Con la película que no se hizo de “Spider-Man”, dejamos todo de manera muy amigable, el estudio y los elementos que eran de Marvel en ese entonces. Simplemente me di cuenta de que no podía hacer un guion suficientemente bueno en el tiempo que tenían para comenzar. Así que le dije a Sony: “Ahorremos dinero y no defraudemos a los fans. Sigan adelante con esa nueva versión”. Y dijeron: “Gracias, haremos eso”. Fue una separación muy amigable, así que realmente no tenía asuntos pendientes con ello. Todo guionista sueña con algo en lo que está trabajando, quieren verlo nacer, así que siempre está eso. Pero esta película fue muy satisfactoria para mí y muy divertida. Me encantó trabajar con los actores y satisfizo mi fijación con las películas de superhéroes.

AP: ¿Qué le interesa hacer ahora?

RAIMI: Estoy trabajando en un guion con mi hermano y trabajando en otro en Columbia Pictures. Pero no sé, simplemente tenemos que ver qué saldrá a la superficie.

AP: ¿Llama automáticamente al actor y cineasta Bruce Campbell cuando tiene una película?

RAIMI: Absolutamente. Llamo a Bruce y le digo: “íHey baby!”. Y él dice: “¿De qué se trata ahora?”. Y le digo: “Tengo otra película para ti”. Y él dice: “¿Cuándo empezamos?”.

AP: ¿Cómo describiría su relación con él?

RAIMI: Es como mi hermano perdido, mi compañero, mi colaborador más constante, mi amigo. Nos comunicamos tan bien. Es mi actor en esas películas. Es el tipo que me comprende mejor que nadie. Sabe realmente resolver problemas y me parece que es un comediante brillante y alguien que haría cualquier cosa por ser profesional y hacer que una película sea lo mejor posible.

  NOTICIAS RECOMENDADAS