Deportes


Béisbol y boxeo, dos grandes de Cartagena con distinto panorama

Han sido los deportes insignias de La Heroica toda la vida. Con buenos, regulares y malos momentos siguen metidos en los corazones de los cartageneros, hacen parte del ADN de nuestra gente.

CARLOS CABALLERO VILLA

26 de julio de 2020 12:00 AM

Cuando se habla de deporte en Cartagena a través del tiempo hay que referirse a dos actividades en especial, el béisbol y boxeo, que siempre y para siempre estarán en los corazones de los cartageneros.

En el interior del país siempre se le ha conocido a la ciudad en temas deportivos por el béisbol y boxeo, en donde conseguimos muchas gestas maravillosas.

Siempre habrá que hablar de historia para poder referirse al presente.

Pedro “Chita” Miranda, Carlos “Pipa” Bustos, Carlos “Petaca” Rodríguez, Ramón “Varita” Herazo, Alcibíades Jaramillo, Ernesto “Jiki” Redondo, Andrés “Venao” Flórez, Óscar Luis Gómez, Abel Leal, Orlando “El Caballo” García, Víctor Barrios, Nelson García, Andrés Cavadía, Cipriano Herrera, Isidro Herrera, Tomás Moreno, “Pintuco” Llerena, Humberto Bayuelo, “Pompeyo” Llamas, entre otros, fueron pioneros.

Hicieron parte de una lista histórica , fueron vistos como héroes en su momento, pues se convirtieron en los primeros campeones mundiales de Colombia, en 1947 y 1965.

Luego llegaron al béisbol de las Grandes Ligas Orlando “Ñato” Ramírez (Angeles de California) y Joaquín Gutiérrez (Medias Rojas de Boston).

Aparecieron los hermanos Orlando y Jolbert Cabrera en la Gran Carpa. El primero de ellos fue el más exitoso al ganar la Serie Mundial con los Medias Rojas de Boston en 2004 y dos Guantes de Oro; en 2001, con Expos de Montreal y en 2007, con Angelinos de Los Ángeles.

Elimiliano Fruto (Marineros de Seattle), Ernesto Frieri (Padres de San Diego), en otros, también estuvieron en la mejor liga del mundo.

El presente del béisbol

El presente del béisbol de alto nivel en Cartagena es bueno. Gio Urshela (Yanquis), Julio Teherán, (Angelinos), Harold Ramírez (Miami Marlins), Óscar Mercado (Indios de Cleveland) y Meibrys Viloria (Reales de Kansas City) son nuestras actuales cuotas en las Grandes Ligas y cada uno en su momento tuvo un espejo, un referente.

En cuanto al béisbol profesional la realidad es otra. El año anterior Cartagena no tuvo participación en la Liga Profesional y este año, al parecer, se va por el mismo camino y eso es negativo. La falta de dolientes en La Heroica es clara.

Sin embargo, hay una buena semilla, existen muchos peloteros jóvenes con nivel que tienen todo para firmar con el béisbol organizado una vez termine todo este tema con el COVID-19 que tanto daño le ha hecho a la humanidad.

Mientras tanto, los jóvenes peloteros entrenan en casa, esperando que las condiciones mejoren para poder hacerlo de manera normal e ir tras sus sueños.

Puños recordados

En cuanto al deporte de las ‘narices chatas’, La Heroica recuerda mucho a Rodrigo “Rocky” Valdez (q.e.p.d.).

Fue el segundo campeón mundial que tuvo Colombia, ganó el título de los medianos el 25 de mayo de 1974 ante el norteamericano Benny Briscoe, con nocaut en el séptimo asalto.

Tuvo cuatro defensas exitosas: Grattien Tonna, Ramón Méndez, Rudy Robles y Max Cohen.

Es muy recordado por aquel combate que tuvo ante el argentino Carlos Monzón, quien le quitó el trono, en uno de los pleitos mejores calificados por la historia. La pelea se realizó en Montecarlo el 26 de junio de 1976 y duró 15 asaltos.

Otros que nacieron en el patio y brillaron en su momento fueron: Bernardo Caraballo, Alfonso Pérez, Miguel “El Máscara” Maturana, Hernán Torres Prens, Antonio “Mochila” Herrera y Alfonso “Zurdo” Valiente.

La realidad

La realidad de nuestro boxeo es muy dura. Antes del COVID-19 el panorama no era bueno, así que ahora la situación es más preocupante. Este deporte se había venido a menos ante la carencia de ídolos y por mucho que se ha intentado realizando veladas con las ‘uñas’ y de todas las formas posibles no hemos podido encontrar un ídolo, que permita impulsar este deporte, como sí pasa en el béisbol.

Los boxeadores en la mayoría practican este deporte por necesidad, son de familias muy humildes y ni siquiera tienen para el transporte. Tampoco tenían para alimentarse de buena forma y un deporte como este exige de eso. Sin ayudas económicas para ayudar a estos jóvenes, el boxeo desde hace unos años estaba en estado crítico.

Por ser un deporte de contacto, por los protocolos establecidos, aún no le corresponde regresar a entrenamientos. Su futuro es inicierto y el panorama nada alentador.

Nuestros sueños

La gente en Cartagena vive y disfruta a plenitud del béisbol y boxeo. Sueña con volver a tener un equipo que nos represente de buena forma en la pelota profesional y que el torneo tenga un excelente nivel, como en la época de Indios, Café Universal, Kola Román y Torices.

También anhela que Cartagena sea tierra de grandes campeones y volver al protagonismo que tenía la ciudad en este deporte en el pasado.

Los cartageneros, sin duda, aman el béisbol y boxeo y siempre están haciendo votos para que les vaya de la mejor manera para así seguir haciendo historia.