Juvenil del Cali conmueve por dedicar un gol a su hermana fallecida

15 de febrero de 2018 11:30 AM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Déiber Caicedo les dio las gracias a los pocos hinchas que asistieron a Palmaseca con un tremendo gol que le sacó el llanto y llevó a sus compañeros a arroparlo con un abrazo al que también se unió el técnico Gerardo Pelusso.

Transcurría el minuto 47 de la primera parte. Tiro libre. Déiber, de apenas 17 años, apeló a su osadía y pidió la pelota. Le pegó con clase, con el borde interno de su pie derecho, y mandó la pelota al fondo de la red, ante la impotencia del arquero.

Mientras la pelota reposaba en el arco del Boyacá Chicó, Déiber corría mirando al cielo, con el rostro mojado por las lágrimas. Tras el abrazo de sus compañeros del Deportivo Cali, el muchacho recibió una camiseta del banco azucarero que tenía una foto estampada y la elevó con sus brazos, aún con la cara empapada por el llanto.

Un sentido homenaje a María José Caicedo, su hermanita de 11 años, muerta en un atraco a comienzos de este año, allá en su natal Barbacoas, Nariño.

Fue el primer gol del canterano como jugador profesional. Y era el segundo del Cali en el triunfo 4-0 sobre Chicó por la tercera fecha de la Liga colombiana.

Muy seguramente desde el cielo, María José, su pequeña hermana, estará esperando que Déiber le regale muchos más goles como el de este miércoles.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Fútbol

DE INTERÉS