Juegos Olímpicos


Novak Djokovic le gana al alemán Struff y se instala en octavos

El serbio número uno del mundo enfrentará ahora al español Alejandro Davidovich. La japonesa Naomi Osaka también avanzó.

EFE

26 de julio de 2021 06:50 AM

El serbio Novak Djokovic venció al alemán jan-Lennard Struff por 6-4 y 6-3 en una hora y 14 minutos de partido y avanzó a los octavos de final del tenis en los Juegos Olímpicos.

Djokovic se hizo con el partido en el último tramo del primer set, en el que rompió el saque del germano en el décimo y definitivo juego, y al principio del segundo, cuando hizo lo propio dos veces seguidas -perdió el suyo una vez- para situarse con 3-1, ventaja que ya no desperdició.

Conectó catorce saques directos y aprovechó los tres puntos que tuvo de ruptura ante un rival al que había ganado las cinco veces que se había enfrentado en el circuito ATP.

Entre tanto, el español Alejandro Davidovich se clasificó este lunes para los octavos de final del torneo olímpico de tenis al vencer por 6-4, 6-7(4) y 6-3 al australiano John Millman y en tercera ronda se cruzará con el número uno del mundo, el serbio Novak Djokovic, que se deshizo del germano Jan-Lennard Struff.

El andaluz inclinó de su lado el primer set tras romper el servicio a su rival en el noveno juego y ganar el suyo a continuación.

La segunda manga discurrió al principio por senda parecida pero tuvo un desenlace bien distinto. Los dos alternaron buenos golpes con errores. En el décimo juego Davidovich estuvo a dos puntos de cerrar el partido, pero terminó entregando su saque con una doble falta. El error dio alas al australiano (5-5), que se impuso en el desempate por 6-7(4).

Sin embargo, la decepción no hizo mella en el español, que se apuntó tres juegos seguidos al comienzo de la tercera manga y sentenció el partido con un parcial de 6-3.

Osaka también ganó

La súperestrella local conectó tiros ganadores desde ambos perfiles casi a voluntad en la victoria del lunes 6-3 y 6-2 sobre la suiza Viktorija Golubic, número 49 del mundo, para ubicarse en los octavos de final.

Fue una exhibición similar a la de su triunfo sobre la china Zheng Saisai el día anterior y prolongó su ímpetu después de llevar a cabo el máximo honor de la ceremonia de inauguración, donde encendió el pebetero olímpico.

A Osaka se le pidió en marzo que encendiera el pebetero, pero dijo que “no sentía presión”.

“Sentí más emoción”, dijo Osaka. “Como un deber, algo que quería lograr”.

Dos victorias más separan a Osaka de más honores: una medalla olímpica.

  NOTICIAS RECOMENDADAS