Deportes


Las lesiones frenan la progresión de Ansu Fati

El jugador del Barcelona, de 19 años, volvió a sufrir una lesión y estará un tiempo por fuera de la canchas.

EFE

21 de enero de 2022 04:14 PM

Los problemas físicos están frenando la progresión del hispano-guineano del Barcelona Ansu Fati, de 19 años, que el jueves en San Mamés, ante el Athletic Club, sufrió su segunda dolencia muscular importante de la temporada después de superar el pasado septiembre una lesión grave en el menisco interno de la rodilla izquierda.

En su segundo partido tras recibir el alta médica de una lesión en el bíceps femoral de la pierna izquierda que sufrió el pasado noviembre ante el Celta, el internacional español se retiró en la prórroga de los octavos de final de la Copa del Rey contra el Athletic Club (3-2) aquejado de molestias musculares.

Entró Ansu en el minuto 60 sustituyendo a Ferran Jutglà. Aguantó 35 minutos en el césped, hasta que su tendón proximal del bíceps femoral del muslo izquierdo dijo basta.

Dejó el césped abatido y este viernes se confirmó la lesión. El club no ha detallado las semanas de baja, si bien ha precisado que en los próximos días se decidirá el tratamiento a seguir. Una piedra más en el camino del técnico Xavi Hernández para recuperar efectivos de garantías en la delantera.

Desde que debutó con el primer equipo el 25 de agosto de 2019 convirtiéndose en el segundo jugador del Barça más joven en disputar un partido de LaLiga, con 16 años y 298 días, Fati ha pulverizado récords de precocidad a pesar de la grave lesión en la rodilla que padeció en el curso 2020-21.

En el año de su debut, se convirtió en el goleador más joven de la historia del Barça en la competición doméstica y en la Liga de Campeones.

Pero todo empezó a torcerse el 7 de noviembre de 2020 ante el Betis. Antes de ese fatídico partido, el delantero azulgrana solo había causado baja debido a pequeñas molestias de rodilla y un golpe en una cadera.

Contra el conjunto andaluz padeció una rotura del menisco interno de la rodilla izquierda que le obligó a pasar tres veces por quirófano.

El doctor Ramon Cugat lideró la primera de las operaciones y el Barcelona apuntó que estaría cuatro meses de baja, pero la recuperación de Ansu sufrió varios contratiempos que le obligaron a perderse lo que quedaba de temporada (2020-21).

Reciba noticias de El Universal desde Google News

Dos meses después de la primera intervención, en enero de 2021, el club emitió otro comunicado para explicar que el jugador había sido sometido a un tratamiento regenerativo. En realidad, la sutura del menisco se había infectado.

Tras meses de silencio, en mayo de 2021 los servicios médicos del Barcelona actualizaron el parte médico y comunicaron que Ansu había sido sometido a una artroscopia de revisión en la rodilla en Portugal, lo que le impediría jugar la Eurocopa con la selección española.

Un intervención que fue positiva y permitió al jugador encarar con garantías la fase final de su larga recuperación, que realizó en Madrid.

El 25 de agosto de 2021 regresó parcialmente a los entrenamientos y no fue hasta el 26 de septiembre cuando volvió a jugar un partido oficial. Fue contra el Levante y se erigió en protagonista siendo el autor de uno de los tres goles que anotó su equipo (3-0).

El entonces entrenador del Barcelona, Ronald Koeman, ya avisó de que el regreso de Ansu debía ser progresivo. Prueba de ello es que se perdió dos partidos, contra el Rayo Vallecano y el Alavés, debido a pequeñas molestias en la rodilla operada.

Pero la primera lesión importante del presente curso no fue en una rodilla. El pasado 6 de noviembre en Balaídos, contra el Celta, donde anotó un gol en el empate del Barcelona (3-3), salió con muletas del estadio tras lesionarse el bíceps femoral de la pierna izquierda.

Estuvo más de 60 días en el dique seco. Xavi Hernández apostó por no arriesgar y Fati no reapareció hasta la semifinal de la Supercopa de España contra el Real Madrid el 12 de enero de 2022. Jugó 54 minutos y marcó un gol de cabeza en la derrota contra el eterno rival.

“Vamos a ver cómo está físicamente, porque vuelve de una lesión muy larga. En el último año y medio ha jugado muy poco y hay que dosificarle para no perderle otra vez. Se tiene que sentir a gusto”, avisó Xavi antes del partido contra el Athletic Club.

Cumplió con su palabra Xavi y Ansu no fue titular en San Mamés, donde se confirmó que en un periodo todavía indeterminado de tiempo no podrá asumir el rol de jugador diferencial que significa heredar el dorsal ‘10’ de Leo Messi.

  NOTICIAS RECOMENDADAS