Deportes


Los puños de Ingrit van por más

CARLOS CABALLERO VILLA

18 de agosto de 2016 05:00 AM

En los puños de Ingrit Valencia estarán cifradas hoy la esperanza de al menos una medalla más de plata para Colombia en los Juegos Olímpicos que se celebran en Río de Janeiro (Brasil).

Ella sabe que la vida le está entregando una bonita oportunidad para salir adelante, junto a  su hijo Johan Steven, la luz de sus ojos.

A las 12:15 del mediodía, Ingrit saldrá con todo a enfrentar en la semifinal de los 51 kilogramos femenino a la francesa Sarah Ourahmoune. 

La colombiana, quien nació en Morales (Cauca), dice estar bien preparada para lograr la victoria, pero no se confía.

“La francesa es una deportista muy buena, que si llegó a la semifinal de unos Juegos Olímpicos es porque viene muy preparada, pero yo también estoy muy bien”, dijo Ingrit, la primera boxeadora colombiana en asistir a unos Olímpicos y la primera en alcanzar una medalla en estas justas.

Valencia, de 27 años, aseguró el bronce al derrotar a la tailandesa Peamwilai Laopeam, en pleito que ganó por decisión unánime.

“Estoy súper contenta porque el sacrificio de haber dejado a mi hijo solo tanto tiempo está valiendo la pena. Ahora por más”, agrega.

Ella dará todo de sí para que la medalla de bronce cambie de color. Ganando hoy asegura plata e iría por el oro este sábado. Se tiene confianza, sabe que aún tiene mucho talento por mostrar en Río. Sí. Los puños de Ingrit van por más…