Deportes


Pino, Salgado y Martínez, cartageneros que se pusieron la 10 de Colombia

El Universal les presenta hoy una amplia lista de volantes cartageneros talentosos que por una u otra razón no llegaron ni triunfaron en el fútbol nacional e internacional.

CARLOS CABALLERO VILLA

16 de abril de 2020 12:00 AM

Cartagena, siendo una ciudad de béisbol y boxeo por excelencia, vio cómo a partir de década de los 90 comenzaron a salir futbolistas de una gran calidad en el medio campo.

El fútbol colombiano, en ese entonces, brillaba con jugadores de la talla de Carlos ‘El Pibe’ Valderrama, Bernardo Redín, Alexis García, Bendito Fajardo y Alex Escobar, por mencionar a los más ‘pegados’ de la época.

La evolución del talento del futbolista cartagenero fue buena, tanto que varios jugadores de pusieron la camiseta 10 en categorías menores de Colombia, como Juan Pablo Pino, Oswaldo Salgado y Fabián Martínez.

La historia de Pino ya es conocida. Pintó para ser un grande del fútbol mundial, se fue al Mónaco de Francia y pasó por varios equipos de Europa como el Olympiacos de Grecia y Galatasaray de Turquía, pero las lesiones y su continua indisciplina lo hicieron desparecer del panorama.

Salgado, por su parte, integró la sub-15 y sub-17 de Colombia y en una de ellas fue hasta capitán. Jugó 60 partidos como profesional, pero no pudo consolidarse. Tenía personalidad, entrega, buena visión y mucho talento.

“Cuando renuncié a Real Cartagena y me fui para Atlético Nacional perdí 8 meses sin jugar mientras se resolvía mi situación con el club de Cartagena y ahí se me fue la oportunidad de debutar con el equipo de Sachi Escobar. Luego, en Alianza Petrolera no tuve continuidad, después regresé a Real y poco me tuvieron en cuenta”, asegura Salgado, quien agrega que “también entiendo que el fútbol moderno fue sacando de circulación a los 10 clásicos”.

Martínez se puso la 10 en una selección Colombia juvenil. Tenía claridad, buena pegada, gol, siempre fue calidoso, pero tan solo pudo jugar como profesional 8 partidos con el Bucaramanga.

“Tuve una grave lesión, ligamento cruzado anterior de la rodilla izquierda, demoré en recuperarme, después de la para tenía que quedar un año sin jugar para quedar libre con mis derechos deportivos, me puse a estudiar y me cambió todo rotundamente. El fútbol era mi vida”, agrega Fabián.

Había muchos calidosos

Juan De Dios Camacho, entrenador, preparador físico y amplio conocedor del fútbol aficionado de Bolívar, entregó algunos nombres de volantes ofensivos cartageneros que considera tenían las condiciones para triunfar en este deporte.

“Tony Rodríguez no llegó por una lesión de tibia y peroné. Estuvo en las inferiores Medellín. William Guerrero, de Alianza Sport: Freid Ramos, Ciclones; Andrés Arcila, Academia de Crespo y Erick Flórez, Alianza Sport tenían un gran potencial y no llegaron”, asegura. Y no entiende cómo no fueron estrellas del balompié nacional otros como: “Alfonsito Herrera, Néstor Bucheli, Alberto Sierra, Pedro Carreño, Deibis Rojas, Freddy Hernández y Zequi Pérez. Todos tenían una calidad brutal”.

Sierra apunta que “En aquellos tiempos pocas posibilidades le daban a los del patio en la A, en donde alcancé a jugar solo 10 partidos. Faltó que creyeran más en el talento del patio”.

Baesa y Díaz

Henry Calderón, uno de los grandes formadores que ha dado el fútbol de Bolívar, aún no se explica cómo no llegaron o se consolidaron: “Mario Baesa ‘El Chile’, David Díaz, este último quien estuvo en La Equidad era en ese momento mejor que Yesus Cabrera”.

También estaban para llegar a la profesional y consolidarse, según Calderón: “ Kevin Enriquez, Julio César Escobar, Eduardo Martínez, Raúl Mestre y Gustavo Guerrero”.

Ahumedo y Carmona

Pedro Muñoz, entrenador campeón con la selección Bolívar juvenil, también esperó que llegaran y se consolidaran los jugadores: “Osmil Ahumedo, Luis Carmona, Daniel Escobar, Angel Watts y Randy Mendoza”.

Ortega, Jayk y Padilla

Luis Mastrascusa, preparador físico, sumó a la lista: “Ronald Ortega, Alfredo Jayk, Douglas Padilla y Sergio Flórez. A mi modo de ver tenían todo para ser figuras”.

“Estuve mal rodeado y con poca asesoría cuando jugaba en el Real Cartagena de Hernán Darío Herrera y estando casi para debutar cometí actos de indisciplina. Por eso no fui futbolista profesional”, afirmó Jaiyk.

Toto Barrios, entrenador y periodista del fútbol aficionado, también vio jugar varios cracks que no llegaron. “Argemiro Ramírez, Jhon Hernández y Hugo Lozano tenían todo para llegar”, recalcó Toto.