Deportes


Pogacar volvió a derrotar a Roglic en un gran duelo

El campeón del Tour de Francia se impuso a su compatriota esloveno en la tercera etapa de la Vuelta al País Vasco.

EFE

07 de abril de 2021 12:27 PM

El esloveno Tadej Pogacar (UAE Emirate) se ha impuesto en la tercera etapa de la Itzulia Basque Country, 167,7 kilómetros, entre Amurrio y el alto de Ermualde, un muro de 3 km con rampas de hasta el 20 por ciento, tras el que sigue como líder Primoz Roglic (Jumbo Visma), que llegó con su compatriota.

Fue un espectacular mano a mano en el que los dos eslovenos repitieron su duelo del Tour de 2020 en una subida final explosiva en la que, primero, abortaron los ataques de los rivales y, al final, se quedaron en un uno contra uno en el que se impuso la velocidad del más joven de los dos balcánicos que dominan el pelotón mundial.

Vieron en primer fila el espectacular pulso Pogacar-Roglic los españoles Alejandro Valverde (Movistar), excelente tercero en meta, y Mikel Landa (Bahrain), que lo intentó en casa y acabó quinto cerrando el trío en el que también se encontraba Adam Yates y que llegó a 5 segundos de los dos primeros.

Aunque el que desató las hostilidades en Ermualde fue su compañero de equipo Richard Carapaz antes del descorche de Pogacar y la exhibición en el resto de la subida de los eslovenos. También apareció decidido el francés David Gaudu, sexto en la etapa a 8 segundos del vencedor.

En la general, Roglic es líder y Pogacar segundo a 20 segundos tras recortar otros cuatros segundos en las bonificaciones por segundo día consecutivo a su compatriota, que le aventajó en 28 en la crono del primer día en Bilbao.

Una diferencia estimable para el ganador de la Vuelta de 2019 y de 2020, al que aún le quedan dos etapas, la cuarta con final en Hondarribia con el entrelazado Jaizkibel-Erlaitz y la última con llegada al Alto de Arrate tras una ristra de puertos anteriores, para aguantar los ataques de quien ya le arrebatara el Tour 2020.

En la pelea entre ambos, aunque ya quizás solo con la esperanza de cazar la tercera plaza del podio, querrán meterse Yates, Valverde y Landa, cuarto, quinto y séptimo en la general, a 39, 50 y 60 segundos, respectivamente, del amarillo.

Por medio, un compañero de Pogacar, el estadounidense Brandon McNulty se mantiene tercero a 30 segundos del líder, y otro de Roglic, el danés Jonas Vingegaard, sexto a 54 segundos.

También Landa tiene a un compañero en el Top 10, a su inseparable Pello Bilbao, que está un puesto por detrás y a solo 8 segundos de su jefe de filas.

Como siempre, la jornada estuvo marcada por una escapada inicial. Esta vez de siete corredores y conformada en el km.20 por Honoré (Deceunink), Delacroix (Intermarché), Warbasse (Citroen), Lazkano (Caja Rural), Navarro (Burgos) y Martin (Euskaltel). A los que se unió unos kilómetros después Adriá (Kern Pharma).

La fuga llegó a tener siete minutos de ventaja y se alargó hasta a 15 kms. de meta. Doce kilómetros antes lo intentó en solitario Lazkano y más tarde también Honoré, todos cazados subiendo a Malkuartu, momento ya para las estrellas de la carrera.

La etapa de mañana, la cuarta, llevará a los corredores desde Vitoria a Hondarribia a través de 189,1 kms. de recorrido, la más larga de esta 60 edición de la Itzulia, y un interesante final con el encadenamiento del puerto de Jaizkibel (2ª; km.150) y el muro de Erlaitz (170; 1ª).

Jaizkibel, puerto icónico del ciclismo guipuzcoano, es un alto de 7,9 kms. al 5,5 por ciento de desnivel y rampas en su primera mitad de hasta el 12 por cierto; más explosivo es Erlaitz y sus 3.800 metros al 10,6 y puntos hasta el 13. La cima de este último, a 22 kms. de meta.