Con acercamiento Renault-Daimler se reorganiza sector automotor mundial

06 de abril de 2010 12:01 AM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

El acercamiento entre los constructores francés Renault, japonés Nissan y alemán Daimler marcaría una nueva etapa en la reorganización de un sector automotor en pleno cambio en el contexto de la crisis mundial. Detrás del japonés Toyota, número uno mundial y que se mantiene al margen de la danza de las compras y fusiones, los otros gigantes automovilísticos, en particular los europeos, han sellado en los últimos meses asociaciones para resistir mejor a la baja de las ventas y alcanzar un nivel suficiente. La operación más espectacular fue sin dudas la que vio al italiano Fiat, juzgado demasiado pequeño por los expertos, hacerse con el control de una de las joyas de la industria norteamericana, Chrysler, barrido por la crisis. Fiat posee actualmente el 20% de Chrysler y tiene la posibilidad de llegar hasta el 35%. El director general de Fiat, Sergio Marchionne, indicó recientemente que la marca italiana alcanzará ese porcentaje de las acciones “en los próximos 24 meses”. Otra operación emblemática fue la fusión de los alemanes Volkswagen, líder europeo, y Porsche, especialista en autos de lujo, decidida el año pasado tras varios meses de tensiones entre los accionistas de ambos grupos. Volkswagen tiene el 49,9% de Porsche AG, al que pretende adquirir en forma completa de aquí a 2011 y que se convertirá así en su décima marca. Volkswagen, que sueña con conquistar el primer lugar mundial en unos años, también adquirió a principios de diciembre pasado el 19,9% del japonés Suzuki, especializado en los vehículos pequeños y muy presente en el mercado indio. La consolidación del sector también ha tocado a ciertas marcas cedidas por grandes grupos. En ese sentido, el sueco Saab fue vendido por el gigante estadounidense General Motors (GM) al holandés Spyker, constructor de autos deportivos de lujo. Otro constructor sueco, Volvo Cars, fue vendido a fines de marzo por el norteamericano Ford al grupo chino Geely. En cambio, GM resolvió en noviembre conservar su filial europea Opel/Vauxhall, que había pensado ceder al canadiense Magna. Por último, ciertas operaciones fracasaron, como el proyecto de compra de Hummer, la filial de vehículos 4x4 de GM, por parte del chino Tengzhong. GM dejará de producir el Hummer, que seguirá los pasos de las marcas Saturn y Pontiac. El francés PSA Peugeot Citroen y el japonés Mitsubishi Motors también anunciaron a principios de marzo el final de sus discusiones con vistas a un intercambio de acciones.

TEMAS

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Económica

DE INTERÉS