• Hay diversos mecanismo que ayudan a ahorrar.
  • Fabio Chavarro González, gerente del Grupo Juriscoop.

El ahorro financiero tiene buenos ‘mecanismos’

Datos a septiembre del 2017 del programa estatal Banca de las Oportunidades, del Gobierno Nacional, indican que en el país había 4’083.244 cuentas de ahorro electrónico con un saldo totalizado de 141.006 millones de pesos.

Y en lo que se refiere a cuentas de ahorro tradicional, para la misma fecha había 58’397.697 productos de ese tipo, con un global de 160 mil 402 millones 205 mil pesos.

Todo lo anterior solo con cuentas de ahorro, pero hay distintas formas de tener reservas económicas aseguradas, ofrecidas por la amplia gama de entidades del sector financiero, las cuales nos las explica el entendido en servicios financieros y sociales Fabio Chavarro González, gerente del Grupo Juriscoop.

Previamente hace la salvedad de la primitiva existencia, aún campeante en mucho hogares, del ahorro tradicional que se configura en guardar el dinero en la casa, o algún objeto que represente valor como oro, joyas, obras de artes.

Y no es que sea censurable hacerlo, también puede generar alguna valorización adicional con el paso del tiempo, pero están latentes los riesgos en el entorno.

Por lo anterior, la oferta de productos del sector financiero se ha diversificado para tratar de interpretar las expectativas del consumidor colombiano.

- Cuenta de ahorro

Es una opción de ahorro para tener el dinero seguro y poder disponer de él en cualquier momento, para imprevistos. La rentabilidad por pago de intereses varía según la entidad financiera.

Ofrece ventajas interesantes, como que “no tiene restricciones, podrás consignar y retirar plata en el momento que quieras y el monto que desees. Es una cuenta muy útil para tener dinero en caso de imprevistos y para la disponibilidad de efectivo, que permita aprovechar oportunidades de negocios o inversiones”, explica Fabio Chavarro.

- Ahorro programado

Es especial para cuando estamos pensando en comprar casa, carro, o para estudios y viajes, por lo tanto su fin es más efectivo, para cuando tenemos un objetivo claro.

“Con este producto podrás ingresar plata todos los meses destinada al ahorro, para alcanzar tu propósito. Estos ahorros irán generando intereses durante el tiempo acordado con la entidad financiera, y podrás disponer de la plata, más los intereses, cuando finalice el plazo acordado”.

“La ventaja del ahorro programado es que puedes autorizar que te descuenten automáticamente de tu nómina o de tu cuenta de ahorro el monto que quieres ahorrar, para poder cumplir tus sueños”, resalta Chavarro.

-CDT (Certificado Depósito a Término Fijo)

Si estás pensando a largo plazo, en tu futuro y quieres invertir para tener una renta o ingreso adicional, este es uno de los productos financieros más populares.

“Es una forma de ahorro fácil y segura, en la que puedes depositar una cantidad de dinero a plazo fijo, 60, 90, 180 días, un año, 2, 3 o 5 años, o el plazo que desees. Estos fondos solo se pueden retirar una vez vence la duración establecida. El dueño del CDT recibirá el monto invertido más los intereses generados durante este tiempo”, explica Fabio Chavarro.