Solidaridad, el propósito del Grupo Puerto de Cartagena durante la pandemia

La organización contribuye a mitigar los efectos de la crisis desde diversas esferas y fortalece los programas de su fundación.

EL UNIVERSAL

29 de septiembre de 2021 12:00 AM

Desde que se declaró la pandemia por la COVID-19, en marzo del año pasado, el Grupo Puerto de Cartagena ratificó su compromiso, no solo con la comunidad de su área de influencia sino con todos los cartageneros, a través de un plan integral de intervención en el que se contemplaron aportes en diversas esferas.

Tras un año y medio de emergencia sanitaria, la organización no ha cesado en su empeño de contribuir a mitigar los efectos de la crisis, manteniendo su premisa de solidaridad con donaciones de elementos de protección personal, insumos y equipos médicos a las unidades de cuidados intensivos de varios centros asistenciales, para fortalecer la atención a los pacientes contagiados.

Asimismo, entregó kits médicos, pruebas y aplicó vacunas contra la COVID entre sus colaboradores y familias, a fin de garantizar la seguridad en las operaciones de sus terminales y evitar que se convirtieran en foco de contagio. Esto le mereció al Grupo Puerto de Cartagena ser de las primeras empresas portuarias de América Latina certificadas con el sello de protección Safeguard de Bureau Veritas, por garantizar las buenas prácticas y el cumplimiento de las medidas de bioseguridad. Le puede interesar: “Esto es lo máximo para mi gente”: gerente de Medihelp.

Pero los aportes de mayor impacto han sido aquellos entregados al laboratorio de la Universidad de Cartagena, que fue el primero autorizado en la ciudad para analizar pruebas de coronavirus. Un planta eléctrica, un ultracongelador, un extractor de RNA, transportadores virales entre otros equipos se destinaron con el fin de potenciar el trabajo científico de esta dependencia de Unicartagena.

Las contribuciones del Grupo Puerto de Cartagena en el área de salud a la fecha suman $4.657 millones.

Para las comunidades vulnerables

Los aportes del puerto no se limitaron al sector de la salud. Las familias vulnerables que se vieron afectadas por la emergencia debido a la suspensión o a las restricciones impuestas a las actividades económicas a las que se dedican también fueron prioridad en las donaciones.

$10
mil millones fue el monto que destinó el Grupo Puerto de Cartagena para las ayudas durante la pandemia.

Elementos de protección personal, mercados y bonos de alimentos se entregaron en los barrios Albornoz, Santa Clara, Ceballos, Nuevo Oriente, San Isidro Bajo, El Zapatero, Las Colonias; en el corregimiento de Bocachica, la vereda de Punta Arena, comunidades de pescadores de Ceballos, Albornoz, Zapatero, Barrio Chino, La Cuchilla y Bazurto, entre otras.

Con estas iniciativas, el Grupo Puerto de Cartagena ha invertido $ 8.216.354.744, a corte de agosto y el dinero hace parte del presupuesto de $10 mil millones destinado para la intervención integral en la ciudad en tiempos de pandemia.

Continúan los programas de la fundación

El plan de acción de la Fundación Puerto de Cartagena, que contempla la atención de todos los miembros de las familias en diversas etapas, continúa en medio de la crisis, en especial con el proyecto “Escuela Inteligente” el cual busca fortalecer un proceso de innovación y transformación cultural, para el mejoramiento de la calidad de la educación y el desarrollo social de la comunidad educativa en las Instituciones Salim Bechara Ceballos, Albornoz y Fernando de la Vega Zapatero y Alto Bosque de Cartagena.

En total son 77.000 personas a las que se ha llegado de diversas formas con programas de alfabetización, música, teatro, deportes, nivelación educativa, liderazgo, formación ambiental, acompañamiento a asociaciones, entre muchos otros, en los que prima la integración familiar y comunitaria con el objetivo de avanzar en el progreso social. Puede leer: Grupo Puerto de Cartagena: ¡A toda marcha por Colombia!

¿Te gustaría recibir en tu celular las noticias más importantes del día? Da clic aquí y escríbenos a Whatsapp.