Farándula


Actor está en terapias por su salud mental, afectada por el confinamiento

El encierro le provocó ansiedad, estrés, angustia, mal genio y hasta depresión.

EL UNIVERSAL

29 de marzo de 2021 12:45 PM

La pandemia no solo ha dejado fallecidos y personas con secuelas por culpa del COVID-19, sino también alteraciones en la salud mental debido al encierro por el que tuvimos que pasar durante casi un año para evitar la propagación y contagio del virus.

Uno de los afectados fue el actor Jimmy Vásquez, quien tuvo que someterse a un tratamiento para tratar los problemas psicológicos que le generó el confinamiento.

Aunque, el actor y comediante se mantenía ocupado en sus proyectos, el encierro le provocó ansiedad, estrés, angustia, mal genio y hasta depresión que se convirtieron en su pan de cada día.

Jimmy contó a La Red que entre las cosas que más afectaron su salud mental, la primera tuvo que ver con que su hermana y su mamá salieran contagiadas de coronavirus, y aunque ninguna de las dos estuvo grave, el temor y los pensamientos negativos se apoderaron de su mente, sin embargo, ambas se recuperaron sin complicaciones mayores.

Otro de los hechos fue el cierre de teatros, lo que dejó sin trabajo a colegas y amigos, que en ningún momento tuvieron ayuda del Gobierno Nacional.

Finalmente, Vásquez comentó que en pandemia intentó emprender con un restaurante para tratar de salir adelante económicamente, pero le robaron, por lo que tuvo que recibir ayuda ya que su depresión aumentó en gran medida.

Pese a que al comienzo no aceptaba el deterioro de su salud mental, después de unos meses por fin el actor aceptó que debía buscar ayuda y se sometió el asesoramiento psicológico y psiquiátrico para avanzar ya que hasta el sueño se le había desorganizado y en las noches despertaba hasta 5 veces.

El tratamiento que tuvo incluye medicamentos homeopáticos, que aún sigue tomando, charlas con su psicólogo, ejercicios durante las terapias ha sentido algo como un ‘exorcismo’ y por supuesto, volver a hacer teatro en la obra ‘Corrompidos’ lo ha llenado de felicidad y le devolvió las ganas de seguir viviendo.