Martín Elías y su sueño

15 de abril de 2017 12:14 PM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

El pelaíto gordito llegó a eso de las seis de la tarde a Publiquessep en la Avenida Pedro de Heredia, antes de La Castellana.  Era sábado. Me dice mi compadre Quessep, compa va a conocer al Gran Martín Elías,  el hijo de Diomedes. Tenía 15 años.  Hablaba con su acento guajiro.

Mi compadre Quessep debe estar dolido porque Martín fue su llave desde 'pelao'.  A veces el mundo es incomprensible porque suceden cosas. Uno cree que es un sueño. 

Ahora estamos escuchando Donde el Cielo (Un estadero en Arenal) a Martín y su canto nos hace llorar.

"O acaso porque ella es mi ex,  no puedes ser mi amiga.  Estoy loco por tu amor.  Me teneis enamorado".

Martín como todos tuvo su sueño.  Quería emular a su viejo. Y en su efímero  trasegar en el folclor logró muchas cosas. Conquistó a la juventud,  la nueva generación quería a Martín. 

"Vea compadre mi viejo es todo para mí.  Yo sigo sus pasos",  me dijo esa vez. Mi papá  tiene algo especial, tiene gracia y talento para componer.  Todas esas canciones lindas se las hizo a mi mamá".

Martín ya llegó al cielo. Y estoy seguro que con su viejo,  El Cacique, ya están cantando esas canciones hermosas que grabaron los dos hace dos años: "soy sincero y tenerte en mis brazos lo que yo quiero. Cuando deseo porque perdure mi vida.  Y el profesor que me pega por llegar tarde al colegio. Ella era mi mejor amiga hasta el día que yo de sinvergüenza toque su corazón. Te prometo Cacique que yo a mi reina no le vuelvo a fallar.  Pero compadre que sea cierto porque a veces las mujeres dicen que no y se van".

No podemos estar tristes porque era que Dios necesitaba un cantante con su talento ya que el cielo se está llenando de pelao y él es el artista de la nueva generación.
Martín tuvo su sueño como todos, sólo que su sueño fue fugaz porque Dios lo necesitaba,  como nos necesita a todos en su momento.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Farándula

DE INTERÉS