Lewandowski no tuvo un buen arranque

Robert Lewandowski

Robert Lewandowski no pudo anotar ante Senegal y buscará revancha ante Colombia.


CARLOS CABALLERO

Vie, 06/22/2018 - 19:12


“Hay que marcar a Robert Lewandowski. Eso es clave”, dijo Falcao García, quien sabe que el fútbol ofensivo de Polonia pasa por los pies o cabeza del atacante del Bayern Múnich.

Colombia tiene estudiada a Polonia, una selección fuerte en el juego aérero, pero que a nivel defensivo otorga muchas ventajas.

Senegal se dio cuenta que Polonia no era sólido atrás, se animó, buscó el arco y lo derrotó 2-1, dejándolo con la soga al cuello, así como quedó Colombia en la derrota por idéntico marcador ante Japón.

Y Lewandowski, la estrella de Polonia, quedó en deuda con su afición en su debut mundialista en el que no consiguió anotar contra Senegal.

Durante toda la primera parte, el artillero del Bayern Múnich naufragó en las líneas defensivas del cuadro africano, lastrado por la falta de balones al espacio debido a la lentitud y la imprecisión del medio campo polaco y la poca efectividad del juego por las bandas.

Él es el motor, el eje, la vida de Polonia y cuando tiene la pólvora mojada o sus escuderos no le suministran la necesaria munición, su Selección luce débil, muy débil.

Polonia mentalmente no luce como un equipo fuerte, por lo que una victoria puede embriagar pero la derrota suele ser perversa. El portero Wojciech Szczesny, a quien se le responsabilizó por el segundo gol de los senegaleses, no anda muy bien en lo anímico.

Su padre, Maciej, el máximo crítico a su labor en el partido inaugural, aprovechó los micrófonos de los medios de comunicación locales para atacarlo públicamente.

En Polonia se sabe que los Szczesny, padre e hijo, mantienen un conflicto de muchos años hasta el punto de que no se dirigen la palabra.

Esta situación podría jugar en contra de Polonia.