Ayer y hoy

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Tanto decreto y con la nueva moda de los pico y placa, pico y género y demás, ya no sabemos qué otras cosas vendrán. ¿Será que volverá la época de Don Daniel Lemaitre, cuando estaban sectorizadas las playas? Las mujeres se bañaban en las del Boquetillo y los hombres en las de Santodomingo. No se soñaba con las nuevas conductas sociales tan afectas al bikini y al hilo dental. Estas modas de avanzada después llegaron a Bocagrande, islas del Rosario, Tierrabomba, Barú y a La Boquilla.

Los alcaldes y la policía, de aquella época, “controlaban” como hoy, el cumplimiento de sus decretos. Pero ya era vieja costumbre no obedecer ningún mandato. Muchos jóvenes se ingeniaban para acercarse a ver las chicas que usaban unos ropones como para defenderse de un letal coronavirus. Pero sucedió algo increíble. El alcalde Hortensio de la Ossa construyó una mampara para dividir las zonas y se ingenió, sin éxito, muchos decretos. Nada de esto funcionó. Somos indisciplinados de vieja data. El leer y recordar a Don Daniel nos sirve y nos relaja ahora cuando estamos confinados por el alcalde Dau; cuando la ciencia nos tiene sin solución; cuando los ingresos están mermados; cuando los carros están sin gasolina y cuando nosotros estamos haciendo colas con cédula en mano para comprar la leche. Lemaitre en su “Corralito” escribía que una tosecita puede doler más en los bolsillos que en el pecho y que por eso las farmacias estaban llenas de la quina, la ipeca, el calomel y el aceite castor. Y como en esta columna rindo homenaje a tan ilustre escritor, músico, poeta e industrial, recordaré cuando a una pregunta suya le contestó Enrique Román: “¿Cómo le voy a recetar a esta mujer glicerofosfato cuando no tiene para el coco? Si la salva el glicerofosfato la va a matar el hambre, ¿no ves?” Y le mandó conchas de langostas molidas.

Ahora las cosas se han puesto difíciles, la gente está padeciendo, Bazurto cerrado y como en los tiempos pasados habrá que acudir al plátano verde molido y asoleado los lunes, al cazabe con sopa los martes y miércoles y los otros días después de comprar el alcohol, el jabón y los tapabocas, revisar los bolsillos a ver si nos quedó plata para pagar los servicios, el internet, la tv y el celular. Y si aún te sobran unos pesos inviértelos en los innovadores trajes de seguridad Arturo Calle el último grito de la moda Coronavirus, los que jamas soñaron lucir en el Corralito de Piedra Don Daniel Lemaitre y nuestros queridos abuelos.

TEMAS

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Columna

DE INTERÉS