Bolívar y la PAZ

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Hablar de reconciliación en territorio montemariano es hablar de esperanza en la tierra que durante muchos años sufrió los embates de un conflicto que no distinguió entre sus víctimas, y que se paseó por cada vereda y camino donde la riqueza natural fue sometida a las tristezas de la guerra.

El gobierno de Dumek Turbay le apostó a la paz, un mandato para redireccionar las apuestas hacia la reconstrucción del tejido social, y una exigencia para que esa gente a la que no se le consultó si quería estar en la guerra, hoy sea protagonista de la paz.

Para hablar de paz, de materialización de los acuerdos y de reconciliación en Bolívar, se debe iniciar por hablar del perdón real, la generación de confianzas entre todos, y la puesta en marcha de iniciativas productivas que generen bienestar a todos. Por ello, en marzo de 2019 por primera vez en la misma mesa se sentaron representantes de instituciones, víctimas, excombatientes, la Iglesia y la cooperación internacional, para contarle al país lo que aquí sucedía. Primera experiencia nacional, y fue en los Montes de María.

Ese día la Gobernación ratificó el compromiso con la paz, el padre Rafael Castillo, del PDP, tomó la palabra y afirmó que “el hombre y la mujer son más sabios cuando perdonamos que cuando odiamos”, sin duda logró de manera inmejorable interpretar lo que allí estaba a punto de suceder.

Luego intervino Jose Lizandro Lascarro, conocido como Pastor Alape, y sin duda el mensaje claro es que hoy la apuesta es por la Paz, y pidió perdón. Allí en ese auditorio, dijo: “Desde nuestra responsabilidad solicito que por favor algún día nos puedan perdonar, y de igual manera algún día nos podamos perdonar todos”, este mensaje logro conmover a los asistentes.

Luego el momento más emotivo sucedió cuando una de las víctimas, Soraya Bayuelo, pidió la palabra y dijo “...no podemos ofrecer más nada, pero tenemos el oído abierto y dispuesto el corazón para escuchar los relatos de la memoria, de estos ciudadanos de los Montes de María, de Bolívar y Colombia, que quieren estar junto a nosotros en esta reconciliación, y quiero extenderle la mano a Alape para decirle recibo tu perdón...”.

El desarrollo de Bolívar necesita un clima de perdón y paz, donde el trabajo solidario entregue a las actuales y nuevas generaciones un departamento pujante. Bolívar tiene hoy una nueva historia que contar. Hoy somos un territorio donde en materia de paz, se ha cumplido con lo que se soñó.

*Directora de Reconciliación y Memoria Histórica Departamento de Bolívar.

TEMAS

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Columna

DE INTERÉS