Columna


Epigenética y pobreza

“Las connotaciones de la epigenética son inimaginables. Por ejemplo, la pobreza, considerada un estrés tóxico, predispone epigenéticamente el nacimiento prematuro (...)”

JESÚS OLIVERO

09 de agosto de 2019 12:00 AM

Uno de los conceptos que ha dominado la ciencia ha sido que los genes de un organismo, es decir, la secuencia del ácido desoxirribonucleico o ADN, determina sus características biológicas. Por tanto, el ADN es clave en la regulación de los procesos determinantes de las enfermedades. Sin embargo, cada vez existe mayor evidencia señalando que muchos problemas de salud no están asociados con una única causa genética, sino que resultan de una combinación de factores genéticos influenciados por el medio ambiente del organismo.

El estudio de los mecanismos que modulan la información contenida en el ADN a partir de las interacciones del individuo con su ambiente es lo que conocemos como epigenética.

La alimentación, ejercicio, exposición a contaminación ambiental, radiación solar, ruido y estrés, entre otros factores, hacen que el ADN sea modificado químicamente, lo cual resulta en un cambio en su función, y por supuesto, en las respuestas particulares a las enfermedades. En otras palabras, todo lo que hacemos impacta lo que controlan nuestros genes.

Hoy día sabemos que no solo heredamos los genes de nuestros antepasados, también las modificaciones químicas que reciben sus genes durante la vida, el llamado epigenoma. Esto quiere decir que las enfermedades de la generación actual tienen mucha relación con el estilo de vida de sus padres y abuelos; así mismo, los hijos y nietos tendrán una salud que igualmente dependerá de lo que hagamos aquí y ahora, en especial a lo que estemos expuestos.

Las connotaciones de la epigenética son inimaginables. Por ejemplo, la pobreza, considerada un estrés tóxico, predispone epigenéticamente el nacimiento prematuro, generando en los bebés desventajas sociales relacionadas con bajo desarrollo neuronal, lo cual conduce a pocos logros educativos, aspectos claves en perpetuar el ciclo de pobreza.

Cartagena no aguanta más pobreza. Es necesario actuar de inmediato y evitar que este fenómeno aumente en las próximas generaciones. Eliminar la corrupción, financiar viviendas decentes en zonas vulnerables con recursos de la construcción de edificios en estratos altos, destinar al menos el 30% de las entradas a las fortificaciones para dotar a los colegios públicos de buenas herramientas educativas, son apenas dos iniciativas que podemos implementar si queremos evitar que la epigenética de la pobreza siga definiendo nuestro destino.

*Profesor

TEMAS