Eso de frenar una exportación

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

En una economía de mercado, la interacción de la oferta y demanda es la que determina la cantidad y precio de equilibrio de los bienes y servicios transados. Acabar con la exportación de ganado en pie es un atentado contra la economía de mercado. Un escenario ideal, donde no existan factores externos que influyan en el mercado, el mismo corregiría variaciones en precio a través de demanda y oferta. La cadena cárnica bovina colombiana tiene imperfecciones. Si esta cadena no las tuviera las disminuciones en el precio del ganado se reflejaría en un menor precio de la carne para el consumidor final, aumentando así el consumo per cápita en el país. La imperfección de la cadena y la disminución del precio pagado primario, no se refleja en el precio final del producto. Manteniendo precio al público para beneficio exclusivo del intermediario.

El hato bovino ha crecido, sin embargo, hay una disminución en el sacrificio formal en Colombia, si comparamos cifras de 2013 con las de 2019, ha disminuido en 17%. Entre los distintos factores que han afectado, es que los frigoríficos colombianos son en su gran mayoría entidades prestadoras de servicios. En una cadena cárnica perfecta, los frigoríficos deberían comprar al empresario ganadero el ganado, sacrificarlo y tener posición propia, pero la imperfección de la cadena, los hace solamente prestadores de servicios.

En 2013 el hato bovino colombiano era de 22.730.000, el cual aumentó en más de 5 millones de cabezas. Al haberse mantenido el consumo per cápita en Colombia, disminuido el sacrificio en un 17% entre estos dos periodos, y cerrado a Colombia mercados de exportación debido a los brotes de aftosa, el precio del ganado ha disminuido en más de un 10%. ¿Si no tuviéramos la posibilidad de exportar nuestros animales en pie, a donde hubiese caído el precio pagado al ganadero? Analistas concluyen que hubiese disminuido un 8% adicional. Con la caída en los precios, nos tiene cerca de la quiebra. Sin estas exportaciones, los ganaderos seríamos una especie en extinción. Movimientos animalistas se basan en filmaciones de 2002 donde se muestra ovejas sufriendo en barcos que no estaban diseñados para ese propósito. Hoy existen motonaves diseñadas para esta tarea.

En investigaciones sobre los animales exportados en pie desde Colombia, se evidenció que el peso de los animales al llegar a su destino, ha sido superior al peso en el momento de ingresar al barco. Lo que muestra que no hubo sufrimiento durante la faena marítima. Con el cierre de estas exportaciones se perjudicarían cerca de 600.000 ganaderos y más de un millón de empleos que genera el sector.

TEMAS

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Columna

DE INTERÉS