Ituango, un resumen

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

En lo fundamental, un proyecto hidroeléctrico parte de un almacenamiento elevado de agua, logrado mediante el represamiento del caudal de un río, que luego se deja caer de manera controlada sobre unas turbinas muchos metros más abajo, para hacer rotar los generadores que producen la energía eléctrica. La presa es una gran estructura de corte piramidal (gruesa abajo, más delgada arriba) y en la parte superior tiene un vertedero (rebosadero) que permite desaguar, antes que el embalse se derrame sin control.

Durante la construcción de la presa y demás obras complementarias, se tiene que desviar el río y secar el sitio en el que se va a trabajar para lo cual se construyen unos túneles de desviación que descargan sobre el cauce, río abajo. Al terminar el proyecto, se cierran los túneles, y se llena el embalse. De ahí en adelante el agua baja por tuberías hasta las turbinas, y de ahí al río; o por el vertedero cuando el nivel es muy alto.

En alrededores de Ituango, una población al noroccidente de Antioquia, construye EPM la central hidroeléctrica más grande del país, con una capacidad de embalsamiento útil de 975 millones de metros cúbicos de agua, y 8 generadores de 337 MVA cada uno, para un total de 2.400 Mw de generación: el 17 % de la capacidad total instalada del país. La central se conectará mediante líneas de 500 mil voltios con las subestaciones de San Carlos, Cerro Matoso y Primavera, parte del Sistema de Transmisión Nacional (STN).

Sucedió que un deslizamiento de tierra taponó, uno primero, otro después, los dos túneles de desvío. El río más allá de la represa se secó; y el embalse comenzó a llenarse antes que las obras estuvieran concluidas, con peligro para la presa. La solución extrema fue abrir las compuertas que alimentan las turbinas, sin que estas estuvieran instaladas, con lo cual la casa de máquina, y la sala de control se inundaron; pero se evitó que el embalse colapsara, y regresó el agua a las poblaciones que estaban afectadas con la sequía.

Un evento de fuerza mayor, impredecible, y una decisión difícil, extrema pero oportuna. La fuerza de un río represado cuando se desborda de manera incontrolada, es muy grande y puede causar pérdidas de vidas y pérdidas materiales río abajo. Según palabras del gerente, la obra está asegurada, y las compañías de seguro deberán asumir las pérdidas y el lucro cesante; y el retraso en el cronograma no tendrá ningún efecto en la atención de la demanda de energía, aun en condiciones críticas de hidrologías: no habrá racionamientos.

Adenda No. 1: festejar el triunfo para cargos de elección popular, denota que lo logrado fue un trofeo, no una enorme responsabilidad, y el ingreso a un nuevo campo de batalla en el que tendrá que convivir con todo tipo de alimañas que querrán, tumbarlo unos, mientras otros sacar provecho del poder que ostentará. No avista el eufórico, que haga o no, terminará investigado por todos los entes de control al terminar el mandato, si no lo tumban antes.

Adenda No. 2: una poco acreditada firma de encuestas está mostrando resultados muy alejados de la realidad que muestran otras, con el argumento de que son pronósticos, cuando parece más bien manipulaciones. No es ético: o se mide, o se predice, pero no las dos al tiempo, menos aun cuando lo medido, no alimenta la predicción.

 

*Ing. Electrónico, MBA
 

TEMAS

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Columna

DE INTERÉS