Licencia para masacrar

05 de julio de 2013 12:00 AM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Vuelve y juega el abuso de autoridad por la Fuerza Pública y Policía Nacional, “escuadrón Antidisturbios” ESMAD. Se dice una cosa de las violaciones de los Derechos Humanos y otra es ser víctima en carne propia de estos señores. A nombre del Estado, siguen las acciones de hecho entre la población civil, lo cual se sigue a la cadena de terrorismo de Estado.
El Sindicato de Conductores de Taxis presentó un derecho de petición al Alcalde Mayor de Cartagena (e) y al Director de Tránsito, solicitándoles la no implementar el sistema de foto video multas, hasta tanto no se tenga uno igual al de Medellín, Bogotá o Barranquilla, sincronizados con semáforos digitales con cronómetro o temporizador.
Desde el 20 de mayo de 2013, implementaron este sistema sin las condiciones técnicas.  Los conductores de taxis trabajan día a día por una tarifa, y han sido condenados a pagar comparendos por $589.000, violando y amenazando el mínimo vital, el derecho al buen nombre, a la honra, a la defensa y al debido proceso.
En concordancia con los Artículos 2, 4, 20, 37, 39, 53, 93 de la Constitución Política de 1991 y con el Artículo 44 de la Ley de Seguridad Ciudadana, notificamos a las Autoridades Civiles y a la Fuerza Pública que haríamos una manifestación pacífica en diferentes sitios de la ciudad sin bloquear la vía, desde las 6:00 a.m. del 4 de julio de 2013. 
Desde que empezamos la marcha, fuimos provocados y saboteados por agentes motorizados, quienes llevaban en la parrilla a un miembro del ESMAD.
A las 9:00 a.m. los agentes del ESMAD, en la Avenida Pedro de Heredia, en Chambacú, Edificio Inteligente, agredieron la manifestación porque tenían orden de no dejarla ingresar al Centro. Al mostrar la notificación donde teníamos el derecho constitucional y legal, nos bloquearon las vías y lanzaron gases lacrimógenos, bombas de impacto controlado a las piernas y nos golpearon con puño y bolillo. Así procedieron contra los compañeros  del Centro de Convenciones, Mamonal.
Como un derecho a la libre expresión, grababa con mi celular. Unos agentes, con el agente Fontalvo a la cabeza, me quitaron el celular, lo patearon y botaron al monte. Luego 12 agentes, a la fuerza, me subieron con otros tres compañeros a una camioneta herméticamente cerrada, la parquearon al sol una hora y posteriormente nos llevaron con 12 compañeros a la Fiscalía, acusándonos de obstruir la vía.
Invitamos a las autoridades civiles, comandantes de la Fuerza Pública, a que la Procuraduría, Personería y Defensoría los actualice sobre las garantías que nos dan los Art. 1,  2, 4, 20, 37, 39, 53, 93.
Si el abuso de autoridad se comete con nosotros, que somos defensores de derechos humanos y conocemos nuestros derechos, ¿cómo será el abuso con los ciudadanos y comunidades que no tienen quien los defienda?

cutbolivar@gmail.com

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Columna

DE INTERÉS