Los protocolos

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

La semana anterior escribí: “El terrorismo es el arma preferida de la parte militarmente débil cuando pretende obtener del Estado concesiones imposibles, o cuando se siente acorralada. Enfrentarlo es un asunto muy complicado porque actúa en la clandestinidad; aprovecha cualquier descuido o vulnerabilidad, y puede pagar -o adoctrinar- a personas dispuestas a todo, hasta de inmolarse, como sucedió en el caso más reciente. Contra él solo hay dos posibilidades: la permisividad total, como Santos; o su combate frontal, como Uribe: no hay punto medio. Combatirlo suele llevar en el corto plazo a más terrorismo y a la pérdida temporal de libertades, pero, a la larga, es la única forma valedera de defender los valores en los que se cimenta nuestra civilización”.

Lo nuevo es que los cabecillas del grupo guerrillero Eln, han reconocido y justificado como de guerra, el acto terrorista en el que desmembraron, hasta dejar irreconocibles, a un significativo grupo de jóvenes estudiantes de la Policía. Esos guerrilleros están en Cuba en una mesa de diálogos iniciada por el gobierno anterior, que el nuevo no ha reiniciado a la espera de gestos de paz. Ante este nuevo hecho, el presidente ha solicitado al gobierno cubano la captura y envío de estos guerrilleros para ser juzgados en Colombia.

Aunque al momento de escribir estas líneas no ha habido una respuesta clara -solo se conoce una información que habla de principios incuestionables respecto al terrorismo que no se han traducido en acciones- ya se encendió el debate nacional por culpa de un protocolo que establece cómo proceder en caso de ruptura de los diálogos. Hay colombianos (increíble) que opinan que estos se deben respetar y hacer respetar independientemente de los móviles que originen la ruptura, a los que habría que preguntar si hay algún procedimiento o protocolo acordado para cometer actos terroristas. Sin ser un versado en la materia, lo que sí sé, es que existen tratados internacionales que regulan las guerras: por ejemplo, el uso de armas químicas está prohibido; igual atentar contra la población civil; y aun, contra soldados combatientes si se rinden o están indefensos.

Una reflexión: ¿Por qué a unos se les cuestiona y castiga por defenderse con las mismas armas, o actos, que la contraparte utiliza para atacar? ¿Qué acuerdo, o protocolo se puede invocar después de lo hecho en la escuela nacional de policías? Cualquier acto, por muy atroz que sea ¿queda protegido por el procedimiento? No señores. Ningún ser humano puede pensar así (es un algoritmo) mucho menos un ciudadano del país atacado. Este no es asunto de ideologías, mucho menos de leguleyadas que impidan actuar como los instintos y la razón -en esto coinciden- indiquen.

Un protocolo no compromete sino al gobernante que lo firmó, que no es el actual. Ni los países garantes están obligados por él. Todos, incluidos los puntos que ya hubieran sido evacuados, requieren la refrendación del nuevo gobierno.

movilyances@gmail.com

*Ing. Electrónico, MBA.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Columna

DE INTERÉS