Seamos heroicos

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Cartagena celebró 487 años en un contexto inédito. Ella, que ha resistido desde ataques piratas hasta el sitio de Pablo Morillo demostrando su casta heroica por más de cuatro siglos, hoy quiere escribir un nuevo capítulo de victoria en las páginas de su historia y recordarnos que no son nuestros antepasados los que ganaron un título de honor, sino que hoy todos podemos demostrarlo y mantenerlo vigente con nuestros actos ante la nueva realidad: todos podemos ser heroicos.

El llamado a la ciudadanía es al compromiso con nosotros mismos y la ciudad, porque el trabajo en equipo y el buen comportamiento son el mejor regalo que puede recibir Cartagena. Hoy ser heroicos es, más que una herencia, una responsabilidad con el presente y el futuro. Ser heroicos es cuidarnos y cuidar a los que nos rodean, conocer las nuevas normas y aplicarlas, evitar la propagación y contagios eliminando las excusas que usamos para encontrar motivos innecesarios para salir. Ser heroicos es hacer buen uso del tapabocas y elementos de protección, es cambiar el exceso de confianza por un análisis de nuestra conducta y sus consecuencias.

Celebremos a Cartagena, más allá de una fecha conmemorativa, cultivando logros que cosecharemos en cuanto vayamos reactivando nuestra rutina social y económica. Nuestro reto como ciudad es trabajar unidos y de forma articulada por el bienestar de todos.

Tomar conciencia personal de la importancia del cuidado, comunicarlo y aplicarlo en familia y llevar este mensaje a los equipos de trabajo y comunidades es tarea de todos. Ser heroicos dejó de ser una palabra lejana, de los libros de historia, a ser el nuevo compromiso de nuestra realidad sin precedentes. La emergencia del COVID-19 pasó de ser una especulación, un asunto de las noticias internacionales a tocar la puerta de nuestra vida y ha afectado en distintas circunstancias a muchísimas familias cartageneras y bolivarenses que han vivido de cerca el contagio, la pérdida de sus seres queridos, la crisis económica a raíz del desempleo y la incertidumbre del aislamiento.

Un guerrero solo no gana un combate, pero un ejército unido sí. Si todos los cartageneros nos armamos de conciencia, la ciudad tendrá una muralla indestructible y cañones que la defenderán desde todos sus frentes.

Pasó el 1 de junio, ahora tenemos 365 nuevos días para seguir demostrándole amor y compromiso a Cartagena con nuestros hechos. Hagamos historia, y que los índices de contagio del espíritu heroico cartagenero sobrepasen toda estadística. Seamos heroicos.

*Directora Ejecutiva Invest In Cartagena.

TEMAS

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Columna

DE INTERÉS